Introducción

Autor:Francisco Javier García Mas
Páginas:9-13
 
EXTRACTO GRATUITO

Page 9

Desde hace varios años la irrupción de las nuevas tecnologías en la sociedad en general es un hecho palpable y que preside gran parte de la actividad de nuestra sociedad. También desde hace años, se ha planteado la repercusión que pueden tener estas nuevas tecnologías en los diversos campos de actividad del ser humano.

Uno de ellos y que realmente es el que nos importa en esta recopilación de trabajos es, el relativo a las nuevas tecnologías y el sistema jurídico, en definitiva la repercusión o la implicación de estas nuevas tecnologías en el mundo del derecho.

Se había indicado por algunos, y en mi opinión de forma totalmente equivocada, que estas nuevas tecnologías harían cambiar los principios y esencias de los sistemas jurídicos, sobre todo los de corte Romano Latino Germánico continental.

Se pensaba que al ser las nuevas tecnologías una importación que provenía de países fundamentalmente de tradición anglosajona, ello implicaría un giro de 180°, y un cambio normativo en las concepciones de las esencias de los sistemas jurídicos que denominamos de derecho civil.

En mi opinión esto fue una total equivocación y las pruebas han dado la razón a aquellos que pensábamos que las nuevas tecnologías son un instrumento muy útil al servicio de la sociedad, al servicio del ciudadano, y en nuestro caso al servicio del derecho, o si se quiere del sistema jurídico.

Es en definitiva buscar las aplicaciones más interesantes y más adecuadas, para que nuestro sistema jurídico sea ágil y funcional, pero sin perder un ápice de la seguridad jurídica; en definitiva de la protección del ciudadano que no se vea indefenso, por la utilización de las nuevas tecnologías, olvidándose de la confianza que éstas deben dar en el ciudadano, y que nosotros como juristas debemos aportar y trabajar en un esfuerzo diario y continuo.

No ha sido necesario en ningún momento cambiar o alterar los principios y esencias del sistema jurídico denominado de derecho civil, muy al contrario se ha palpado y se ha visto en estos años como las nuevas tecnologías bien orientadas han servido para poder crear una mayor eficiencia en beneficio del ciudadano.

Más aún en aquellos países donde las nuevas tecnologías, con su implicación en el comercio electrónico han tenido una repercusión más importante, se están replanteando en estos momentos el tema de la seguridad jurídica, total-mente olvidada hace unos años por el boom aparente de las nuevas tecnologías,

Page 10

y que en cambio ahora es un elemento esencial para conseguir una relaciones económicas y comerciales estables, y sobre todo seguras. Nosotros los juristas tenemos la obligación de centrar, analizar y estudiar la utilización de aquellas tecnologías para una mejor prestación del servicio a los ciudadanos.

Ante esta situación, y trasladado a un campo concreto de esa actuación jurídica como es la función notarial, los notarios desde hace años hemos intentado estar acompañados en todo momento por la utilización de las nuevas tecnologías...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA