Gestión de la diversidad y alimentación

Autor:Mercedes Vidal Gallardo
Páginas:273-298
 
EXTRACTO GRATUITO
VI. GESTIÓN DE LA DIVERSIDAD Y
ALIMENTACIÓN
1. PLANTEAMIENTO
1. Introducción. 2. Fundamentación jurídica del compromiso
asumido por el Estado. 3. Normas de observancia religiosa en
materia de alimentación. 4. Alimentación y creencias religiosas en
el ámbito público. 5. Recomendaciones desde la Administración 6.
Propuestas de lege ferenda
2. EJE TEMÁTICO
La alimentación, además de cumplir una función nutricional,
representa un fenómeno social, cultural e identitario. La ingesta de
alimentos no sólo obedece a la satisfacción de necesidades vitales
sino también responde a criterios económicos, ecológicos o
industriales y, cada vez en mayor medida, nuestra alimentación
viene determinada por nuestras convicciones ideológicas o
religiosas. La mayor parte de las religiones contienen entre sus
dogmas ciertas prescripciones alimentarias, es decir, reglas
referidas a la alimentación que forman parte la práctica cotidiana y
cuya observancia condiciona el grado de pureza espiritual de fiel y,
por ende, el grado de respeto que mantiene respecto a sus
convicciones religiosas.
274 Mercedes Vidal Gallardo
3. DESARROLLO DEL TEMA
3.1. Introducción
El escrupuloso cumplimiento de las obligaciones alimentarias
que las distintas confesiones imponen a sus fieles, no siempre
quedan al augur de la voluntad del creyente. Pensemos que existen
situaciones en que las personas no pueden acceder con total
libertad a una alimentación de acuerdo con sus creencias religiosas
por encontrarse bajo la dependencia de una institución pública,
bien como internos, bien prestando allí servicios. En estos casos, es
la institución pública o concertada, si se trata de centros docentes,
bajo cuya tutela se encuentra la persona en cuestión, la que debería
adoptar las medidas necesarias, en virtud de los compromisos
asumidos en este sentido por el Estado, de proporcionar una
alimentación conforme a las exigencias de conciencia de los
usuarios de estos servicios.
Desgraciadamente, la evidencia de los hechos pone de
manifiesto que no siempre y necesariamente se están produciendo
así las cosas. Muy al contrario, la realidad es que con mucha más
frecuencia de la deseada no se está proporcionando menús
alternativos en las instituciones públicas para atender a las
exigencias de conciencia de los colectivos afectados. Con este
trabajo lo que pretendemos es comprobar en qué medida se está
observando el compromiso asumido por el Estado en este sentido,
así como efectuar una serie de propuestas de lege ferenda que
consideramos pueden contribuir a mejorar la atención de la
diversidad religiosa en el ámbito alimentario.
3.2. Fundamentación jurídica del compromiso asumido por
el Estado
Hoy en día nadie pone en duda que la actual sociedad
occidental es una sociedad multicultural, cuyo funcionamiento y

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA