Introducción

Páginas:23-24
 
EXTRACTO GRATUITO

Page 23

El siglo XXI ha incorporado en ocasiones y renovado en otros casos conceptos que han servido para cambiar el rumbo de la economía. La crisis financiera que ha golpeado a una parte de la economía mundial, necesitaba redefinir una serie de conceptos que la podría salvar de una situación a la que había sido conducida por la corrupción, la codicia, la injusticia , el «todo vale» que ha caracterizado un periodo de bonanza jamás alcanzado por una parte de la humanidad.

Frente a esta situación han tenido que retomarse conceptos como el de solidaridad, del que estamos abusando en los últimos años, pero que en definitiva intenta ser un argumento para dar una nueva oportunidad a aquellos que se han quedado fuera de los circuitos económicos.

Junto a la solidaridad encontramos el concepto de innovación social que se suma al de solidaridad como un instrumento que intenta salvar a la economía. En la actualidad coexisten diferentes definiciones de la cual podemos destacar su papel como instrumento de modernización de las políticas sociales o como modelo alternativo al capitalismo. La innovación social se convierte así en un concepto caracterizado por ser el punto de encuentro de la sociedad preocupada por el cambio, así como una respuesta positiva frente a los que intentan cambiar el mundo utilizando posturas radicales que invitan a la confrontación y al aislamiento.

Llegamos así a la emprendeduría social que podemos definir como el modelo de innovación social por excelencia. El emprendedor social resume todo aquello que los conceptos de solidaridad e innovación conllevan. Se trata de ofrecer una visión del mundo proactiva que permita que los ciudadanos se incorporen a la regeneración de la sociedad aportando la creatividad a sus propios valores sociales.

Page 24

Por tanto lo que estamos haciendo a través de la emprendeduría social es combinar todos aquellos segmentos económicos que hasta ahora han actuado de manera aislada. Las empresas, las entidades sociales y las administraciones públicas deben trabajar al unísono. Todas ellas están dispuestas a crear e imaginar procesos revolucionarios que provoquen cambios y les permitan hacer las cosas de manera diferente. Ahora bien, no basta solo con inculcar la idea de que todos tenemos que ser creativos, es necesario además pensar en una verdadera transformación cultural.

Así al hablar de emprendeduría social estamos incentivando mecanismos...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA