Internet: ¿Escolares gallegos en riesgo?

Autor:Antonio Rial Boubeta y Patricia Gómez Salgado
Páginas:165-180
 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

Page 165

La adolescencia es un período vital de transición entre la niñez y la edad adulta que supone cambios profundos en la persona tanto desde un punto de vista físico, como psicológico y social. Es la etapa de la vida que se inicia con la pubertad —la madurez fisiológica— y termina en el estatus social de adulto. A los clásicos desafíos que este período suscita (descubrimiento de sí mismo y desarrollo maduro de la personalidad; formación de la identidad de género y construcción de la identidad sexual; desarrollo intelectual, madurez cognitiva y profesionalización; adquisición de autonomía, independencia, libertad y responsabilidad; fortalecimiento de las relaciones afectivas de amistad y amor con sus pares; búsqueda de sensaciones e inicio en el consumo de sustancias y otras prácticas de riesgo; conflictos con los/as adultos/as cercanos/as que representan figuras de autoridad…) se suma ahora el reto del uso saludable y responsable de las Nuevas Tecnologías (NT), Internet y las redes sociales.

Page 166

1. Cinco premisas para entender la situación actual

Comprender adecuadamente esta nueva realidad pasa por interiorizar 5 premisas.

a) No demonicemos. Internet es bueno

Internet proporciona indudables beneficios para la sociedad en general y para los adolescentes en particular a muy diferentes niveles: brinda nuevas oportunidades académicas y de formación, profesionales y de mercado, de diversión y ocio y, sobre todo, de comunicación y relación interpersonal (Rial, Gómez, Picón, Braña y Varela, 2015). Pero esto no es todo. Los diferentes avances tecnológicos han permitido el desarrollo de aplicaciones y videojuegos que estimulan el aprendizaje de los niños y adolescentes, así como la disponibilidad de recursos educativos para aquellos con necesidades especiales. En definitiva, resulta complicado imaginarse la vida sin Internet y es que, en buena medida, somos lo que somos gracias al avance de la tecnología.

b) El uso de Internet no es una moda, ni algo pasajero

El uso de Internet está a día de hoy absolutamente extendido y generalizado; se ha convertido en parte de nuestras vidas, instalándose en multitud de rutinas del día a día. La reducción de los costes de conexión, los avances tecnológicos y el uso masivo de ordenadores personales, portátiles, tablets y smartphones ha llevado consigo un crecimiento exponencial en el número de usuarios de Internet, sobre todo entre los más jóvenes.

Según los datos proporcionados por la Oficina Europea de Estadística, un 78% de la población de entre 16 y 74 años de los países que conforman la Unión Europea ha utilizado Internet en los últimos 3 meses, porcentaje que alcanza un 97% en el caso de los adolescentes de entre 16 y 19 años (Eurostat, 2015). En el caso de España, las cifras son muy similares. La Encuesta sobre Equipamiento y Uso de Tecnologías de Información y Comunicación en los hogares constata que el 78,7% de la población española de entre 16 y 74 años ha utilizado Internet en los últimos 3 meses, siendo este porcentaje de un 93,6% en el caso de los menores de entre 10 y 15 años, y de un 98,5% en la franja de entre 16 y 24 años (Instituto Nacional de Estadística [INE], 2015). En el caso concreto de Galicia, dicho porcentaje es ligeramente menor entre personas de 16 a 74 años (71,9%), mientras que las cifras son muy similares en los niños de entre 10 y 15 años (95,5%) y en los jóvenes (97,8%) (INE, 2015).

Por otra parte, el 75,9% de los hogares españoles con al menos un miembro de 16 a 74 años dispone de algún tipo de ordenador, y el 78,7%, de conexión a Internet (INE, 2015). Otro dato relevante es que el 64,4% de los niños de entre 10 y 15 años dispone de teléfono móvil, porcentaje que asciende al 69,8% en el caso de las

Page 167

niñas. La edad media de acceso al primer móvil es de 11,2 años (Instituto Nacional de Tecnologías de la Comunicación (INTECO) y France Telecom España (Orange), 2011). Además, el 62% de los menores españoles juega de forma habitual a videojuegos, dedicando una media de 5,16 horas a la semana (INTECO y Asociación Española de Distribuidores y Editores de Software de Entretenimiento (aDeSe), 2010). A este respecto, es interesante destacar que el videojuego se ha convertido en la mayor industria de ocio y entretenimiento en España, superando en volumen de facturación al cine y la música juntos.

Por último, conviene señalar que durante el tiempo que los adolescentes están escolarizados suelen hacer también un uso regular de ordenadores e Internet en el colegio o instituto. Pero las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) son utilizadas por los centros educativos no solo para apoyar la enseñanza tradicional de las diferentes asignaturas sino también para desarrollar habilidades TIC. En España, el 99,8% de los centros escolares tienen acceso a Internet, y la media de estudiantes por ordenador destinado a tareas de enseñanza y aprendizaje es de 3 (INE, 2014).

c) Es un fenómeno relativamente nuevo, que evoluciona de forma vertiginosa

La búsqueda constante del hombre por satisfacer su necesidad de comunicación ha sido el impulso que ha logrado la instauración de instrumentos cada día más poderosos y veloces en el proceso comunicativo: desde la escritura jeroglífica, pasando por la invención del alfabeto y del papel, hasta la llegada de la imprenta, y la aparición del teléfono, el cine, la radio, la televisión y, finalmente, Internet. El hombre protagoniza en la actualidad la Revolución de la Información, una etapa de cambios rápidos y constantes que se inició con los grandes pasos de la computación y la informática y que tiene como hito Internet, esa Red que se reconoce como una nueva forma de comunicación humana, un nuevo salto en el proceso comunicativo.

En 1958, se crea el primer módem que permitía transmitir datos binarios sobre una línea telefónica simple y en 1965 se construye la primera conexión entre dos ordenadores mediante una línea telefónica. Es en 1982 cuando se define la palabra Internet, y en 1991 se anuncia públicamente la World Wide Web o Red Informática Mundial, de manera que en 1993, Internet llega al gran público. En 1998 nace Google, y en 2001, Wikipedia, año en el que también comienza a operar en Japón la primera red 3G. En 2004 aparece el término Web 2.0 para referirse a un nuevo universo web de páginas interactivas, dentro de las cuales se encuentran las redes sociales y los blogs. Es en este mismo año cuando surge Facebook, que actualmente cuenta con 1,49 billones de usuarios activos; en 2005 Youtube, y es un año más tarde cuando comienza a operar Twitter, la red de microblogging que registra actualmente 316 millones de cuentas activas. En 2009 surge la aplicación de mensajería instantánea Whatsapp, cuyos usuarios hoy en día se cifran por encima de los 900 millones, y en 2010 la red social de fotografía Instagram, con más de 400 millones de usuarios en la actualidad.

Page 168

El fenómeno de Internet ha logrado unir al mundo a través de su capacidad de conexión, y destaca por tratarse de un instrumento que facilita a las personas el rápido acceso a cantidades infinitas de información a un coste relativamente bajo, de cualquier índole y proveniente de cualquier rincón. El último estudio sobre La Sociedad de la Información en España (Fundación Telefónica, 2015) pone de relieve que la irrupción de los teléfonos móviles inteligentes y las tabletas ha dado un vuelco en los últimos años como puerta de entrada a Internet. Por primera vez en España, el tiempo de acceso a medios digitales desde dispositivos móviles supera al empleado desde el ordenador tradicional. En 2014 se produjo un crecimiento del 68% en la venta de tablets y cuatro de cada cinco teléfonos móviles en España son ya smartphones. Encriptación, Big Data y el vehículo inteligente resumen las tendencias futuras de la vida digital que comienzan a estar presentes en nuestra sociedad (Fundación Telefónica, 2015).

No debemos olvidar tampoco la dimensión macroeconómica de Internet. Se calcula que a cada minuto, 6.000 perfiles son vistos en Facebook, aparecen 100.000 nuevos tweets, los usuarios de Whatsapp comparten 347.222 fotografías, Google recibe 4.000.000 de búsquedas y se envían 204.000.000 de mensajes de correo electrónico. Por ello, no es casualidad que tres de las cinco compañías con mayor valor en bolsa pertenezcan al sector de la tecnología (Apple, en primer lugar; Microsoft, en tercer lugar; y Google, en quinto lugar). Tampoco es casualidad que Facebook ocupe el puesto número 20, mientras que el 30 pertenece a Coca Cola Company. Internet no es solo una herramienta beneficiosa para la sociedad en su conjunto, también es un negocio muy rentable y posiblemente el más grande de los mercados jamás imaginado.

Es por todo ello, por su peso en la propia economía mundial y por su inherente celeridad, por lo que seguramente a nuestra sociedad le cuesta adaptarse de forma ágil a todos los cambios suscitados. Las ventajas, beneficios y potencialidades que suponen el uso de Internet y las NT llevan por desgracia emparejados desajustes o disfuncionalidades, que requieren de la sociedad del siglo XXI una mayor y más rápida capacidad de respuesta, un aprendizaje permanente y una actitud proactiva, para lograr entender los retos que supone, tanto a nivel social y educativo, como humano.

d) El uso de Internet no es exclusivo de los adolescentes

El uso de Internet es un fenómeno social total y amplio, manifestándose como una relación social plena, internacional, supraindividual y suprafuncional, con reciprocidad entre los sexos, generaciones y culturas (Observatorio de la Juventud en España, 2009). Internet es una herramienta valiosa para todos los...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA