Desmantelamiento de la exclusionary rule: Hudson v. Michigan

Autor:Manuel Miranda Estrampes
Páginas:155-180
 
EXTRACTO GRATUITO
155
CAPÍTULO V
DESMANTELAMIENTO DE LA EXCLUSIONARY
RULE: HUDSON V. MICHIGAN
1. ANTECEDENTES DE HECHO
Como expondré con detalle a lo largo de estas páginas, con la decisión
dictada en el caso Hudson v. Michigan 1 se dio un pasos en este proceso
de reformulación del fundamento de la exclusionary rule, y en el progresivo
intento de descartar definitivamente su concepción como regla de raíces cons-
titucionales. La decisión de la mayoría puso en tela de juicio toda la lógica de
la regla de exclusión, no solo en el contexto de la knock-and-announce rule,
sino para todos los casos de violaciones de la IV Enmienda 2. El profesor Amar
señaló que Hudson fijó una base sólida para llevar a cabo nuevas acciones que
podrían remodelar ampliamente las líneas básicas de la exclusionary rule 3.
La Corte Suprema examinó un supuesto en donde, aproximadamente,
unos siete policías del Departamento de Policía de Detroit, de acuerdo con
una orden judicial de allanamiento (warrant) —obtenida para la búsqueda de
estupefacientes y armas de fuego— se trasladaron al domicilio del sospecho-
so, Booker T. Hudson, quien lo compartía con su esposa, y tras anunciar su
presencia —gritando «Police, search warrant» (Policía, orden de registro)—
apenas esperaron unos segundos antes entrar en la vivienda —entre tres y
cinco segundos—, cuya puerta no estaba cerrada con llave. La policía no te-
1 547 U.S. 586 (2006).
2 David A. MORAN, «The End of the Exclusionary Rule, Among Other Things: The Roberts
Court Takes on the Fourth Amendment», Cato Supreme Court Review, 2006, p. 284.
3 Akhil REED AMAR, «The Battle of Hudson Heights: A Small Case Portends Big Changes for
the Exclusionary Rule», Slate (June 19, 2006), en http://www.slate.com/articles/news_and_politics/
jurisprudence/2006/06/the_battle_of_hudson_heights.html (última consulta, 14 de julio de 2017).
Prueba ili cita y regla de exclusio n.indb 155 8/11/19 12:59
MANUEL MIRANDA ESTRAMPES PRUEBA ILÍCITA Y REGLA DE EXCLUSIÓN...
156
nía ningún indicio de que pudieran destruirse evidencias o de que el acusado
quisiera huir o resistirse a la ejecución de la orden judicial 4. En el interior de
la vivienda los policías localizaron «grandes cantidades de droga», incluidas
rocas de cocaína en el bolsillo del acusado, así como un arma de fuego carga-
da, localizada entre el cojín y el apoyabrazos de la silla donde Hudson estaba
sentado. Hudson fue acusado, bajo la Ley de Michigan, de posesión ilícita de
drogas y armas de fuego 5.
Hudson planteó la exclusión de las evidencias, argumentando que la en-
trada prematura en su vivienda había violado sus derechos de la IV Enmien-
da. El Tribunal de primera instancia de Michigan concedió la moción de
supresión. La Corte de Apelaciones revocó esta decisión interlocutoria sobre
la base de la doctrina de la Corte Suprema de Michigan contraria a la supre-
sión de las evidencias cuando la entrada en un domicilio se hace conforme
a una orden judicial válida (warrant), pero incumpliendo la regla del knock-
and-announce («llamar y anunciarse»). Hudson fue condenado por posesión
ilícita de drogas. En la apelación de su condena volvió a plantear la petición
de supresión de las evidencias por violación de la IV Enmienda. La Corte de
Apelaciones rechazó la petición y confirmó la condena. Finalmente, la Corte
Suprema de Michigan rechazó, también, la revisión de la condena. La Cor-
te Suprema federal concedió el certiorari 6.
2. KNOCK-AND-ANNOUNCE RULE
La knock-and-announce rule se desarrolló del common law inglés a lo
largo de cientos de años, derivada de la máxima: «la casa de cada hombre es
su castillo» 7. Conforme a dicha regla, que en Estados Unidos aparecerá deri-
vada de la IV Enmienda, la policía tiene el deber de llamar a la puerta de un
4 En otras palabras, no concurría ninguna «sospecha razonable» para no exigir el cumpli-
miento de la knock-and-announce rule.
5 La afirmación realizada por el Justice Scalia, redactor de la opinión de la mayoría, de que
se ocuparon «grandes cantidades de drogas» resulta totalmente cuestionable. Como pone de ma-
nifiesto David A. MORAN, «The End of the Exclusionary Rule, Among Other Things: The Roberts
Court Takes on the Fourth Amendment», op. cit., pp. 297-298, nota 72, quien fuera el abogado re-
presentante del acusado Hudson, de hecho solamente se incautaron veinte rocas de crack-cocaína
entre siete personas que se encontraban en el interior de la vivienda. El juez de primera instancia
solo atribuyó a Hudson la posesión de cinco rocas de cocaína, que le fueron encontradas en los
bolsillos de sus pantalones, y le condenó a libertad condicional. Por su parte, fue absuelto del delito
de posesión de arma de fuego, al no concurrir evidencia alguna de que estuviera en posesión del
arma incautada.
6 547 U.S. 588-89. En la literatura en castellano puede consultarse: C. GÓMEZ-JARA, «Nuevas
tendencias en materia de prueba ilícita. El caso Hudson vs. Michigan y el ocaso de la Exclusionary
Rule en EEUU», en Revista de Derecho y Proceso Penal, núm. 20, Aranzadi, 2008, p. 23 y ss. Tam-
bién, en T. ARMENTA DEU, La prueba ilícita (Un estudio comparado), Madrid, Marcial Pons, 2009,
pp. 146-147.
7 Su origen se sitúa en 1603, en el Semayne’s Case, 77 Eng. Rep. 194 (K.B. 1603), en un asunto
de naturaleza civil. En 1757 se extendió a los casos criminales. Vid. George Robert BLAKEY, «The
Rule of Announcement and Unlawful Entry: Miller v. United States and Ker v. California», University
of Pennsylvania Law Review, vol. 112, 1964, pp. 500-504; Todd WITTEN, «Wilson v. Arkansas. Thirty
Years After Ker The Supreme Court Addresses the Knock and Announce Issue», Akron Law Review,
Volume 29, Winter 1996, pp. 449-451.
Prueba ili cita y regla de exclusio n.indb 156 8/11/19 12:59

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA