Banca, Comercio, Moneda Electrónica y la Firma Digital

Autor:Dr. Mauricio Devoto - Dr. Horacio M. Lynch
RESUMEN

Son ya notables los cambios que se han producido en la nueva Era de la Información

 
EXTRACTO GRATUITO

Por Mauricio Devoto y Horacio M. Lynch

(Este trabajo ha sido originalmente publicado en la revista jurídica LA LEY, de Buenos Aires, en su edición del 21 de .abril de 1997), sobre la base del trabajo realizado por el Dr. Mauricio Devoto, ¨EL ¨, que obtuviera el Primer premio en la XXIV JORNADA NOTARIAL ARGENTINA desarrollada en Buenos Aires, noviembre de 1996.

________

SUMARIO:

  1. Introducción - 2. Características del comercio electrónico - 3. Sistemas de pago - 4. Infraestructura de seguridad - 5. Firma digital - 6. Conclusiones - Notas

1 INTRODUCCIÓN

Son ya notables los cambios que se han producido en la nueva Era de la Informacióni. Uno de los mayores impactos de la Tecnología de la Información se verifica en el comercio y los servicios financieros. En efecto, el comercio electrónico ha modificado los hábitos de las finanzas, y ahora, el de los comerciantes y consumidores, a la vez que produce cambios sustanciales en los medios de pago tradicionales.

El tema de la seguridad merece especial atención: es un elemento clave en este tipo de transacciones en tanto el medio por donde transita la información es, en principio, inseguro.

El presente trabajo analiza los cambios que se observan en el comercio y banca electrónicos, y en especial, la infraestructura desarrollada en los Estados Unidos para permitir el funcionamiento de la firma digital, utilizada en la actualidad para otorgar seguridad a las transacciones comerciales electrónicas y a la transferencia electrónica de datos.

2 CARACTERÍSTICAS DEL COMERCIO ELECTRÓNICO

2,1 FINANZAS - PERSPECTIVAS

Antes de avanzar e introducirnos en el análisis de los sistemas de pago, no podemos dejar de destacar la importancia que su implementación y desarrollo puede tener para la Banca tradicional. Miles de millones de dólares se encuentran en danza y a la espera de ser aprovechados por los que primero o de mejor manera sepan advertir y manejar la situación. Si los bancos asumen una fuerte intervención en los pagos realizados a través de Internet , como lo hacen en los pagos tradicionales, pueden ganar mucho dinero transfiriendo fondos y emitiendo credenciales a consumidores y comerciantes. Por otro lado, si empresas de otro tipo advierten la lentitud con la que los bancos se mueven y organizan sus propios sistemas de pagos on line (en línea), serán ellas las que consigan los beneficios.

Según un estudio realizado por la firma KILLEN & ASOCIATESii de California para MCI, en 1994 se realizaron transacciones en el mundo por U$S 4.6 trillones, de los cuales U$S 595 billones, aproximadamente el 13%, fueron realizadas por catálogo, TV, EDI (Electronic Data Interchange), y redes on line, incluida Internet. Como van las cosas, se considera que todas las operaciones de este tipo tenderán a trasladarse a Internet en los próximos diez años.

El informe considera que en el año 2000 se realizarán compras de bienes y servicios vía Internet por U$S 600 billones, y por U$S 1,5 trillones en el 2005; en cuanto a cantidad de pagos, sostiene que en el año 2000 se realizarán U$S 7 billones por Internet, y U$S 17 billones en el 2005. Calculando un cargo (fee) de U$S 1,50 por transacción, las organizaciones que dominen el comercio por Internet se llevarán U$S 11 billones en el 2000 y U$S 26 billones en el 2005, contra un costo aproximado del 50 al 60% de dichas sumas. Mientras todos estos sistemas diferentes se desarrollan y adquieren estructuras más complejas, la pregunta clave es: ¿quién se sienta en el lugar más alto del podio? ¿la Reserva Federal, Microsoft y compañía, o la industria de los bancos? (3)

2,2 COMERCIO ELECTRÓNICO: TRANSACCIONES ENTRE DESCONOCIDOS

Douglass NORTH, Premio Nobel de Economía, sostiene que existen dos polos bien marcados dentro del espectro de las transacciones que tienen lugar en un sistema económico: por un lado, nos encontramos con transacciones en las que las partes se conocen mutuamente; por el otro, transacciones que se realizan entre desconocidos. En las primeras, los costos de la transacción generalmente son bajos; en las segundas, los costos son marcadamente más elevados. El comercio electrónico puede darse de diversas formas, mediante sistemas financieros, EDI, servicios on line. Una de las formas donde tiende a intensificarse es a través de Internet. Mientras la popularidad de Internet sigue creciendo a pasos agigantados, muchas empresas ya sienten la necesidad de sumergirse en esta nueva modalidad de comercio. Sin embargo, Internet continúa siendo un mundo sin reglas, un mercado en el que el comercio no puede florecer tranquilamente por carecer de normas que lo protejan. Para el funcionamiento del comercio electrónico, fundamentalmente en Internet, hacen falta entonces tres requisitos. En primer lugar, se necesitan reglas relacionadas con la propiedad, a efectos de identificar los objetos del intercambio. En segundo lugar, es indispensable un sistema de pago seguro, y finalmente, algún mecanismo que permita castigar las transgresiones a dichas reglas. En este trabajo analizaremos los dos primeros, especialmente el de la seguridad, que merece un capítulo aparte, en tanto el tercero quedará para futuros estudios.

2,3 LIMITACIONES DEL COMERCIO ELECTRÓNICO RELACIONADAS CON LA PROPIEDAD

El comercio electrónico en general, e Internet en especial, fueron ideados para el intercambio de información. Sin embargo, en la actualidad se los utiliza en gran medida para transacciones que requieren el posterior transporte de la mercadería objeto de la transacción. En este caso, Internet es una simple alternativa comparable al teléfono, que no agrega nada nuevo al comercio. La tecnología base del comercio electrónico es solamente una parte de las transacciones. La compra electrónica será la comercializadora inevitable de la Internet, pero los que la defienden fervorosamente deberían tener en cuenta que los hábitos de los consumidores son difíciles de romper, ya que generalmente les gusta elegir y tocar la mercadería. Es razonable suponer que el comercio electrónico tendrá limitaciones evidentes si se lo compara con las formas tradicionales de compra de los consumidores actuales. Al realizar una compra de mercadería o servicios en general, intervienen distintos factores: educación, interacción social, suerte para encontrar ofertas y posibilidad de probar lo que se quiere comprar. La compra electrónica no puede duplicar fácilmente estas experienciasiv Si esto es así, conviene concentrarse en las excepciones, en aquellas situaciones en que no se necesita elegir o tocar la mercadería. Esto nos sugiere campos tales como: comercio sobre dinero (finanzas); comercio sobre títulos y commodities (bolsa) y, fundamentalmente, el comercio sobre información electrónica. Este último tendrá mucho futuro porque, en verdad, es el medio más apropiado para elegir, probar, sentir, enviar, y embalar los productos electrónicos.

2,4 ÁREAS APTAS PARA EL COMERCIO ELECTRÓNICO

La conclusión precedente indica que la verdadera promesa de Internet radica en la venta de información. El software, por ejemplo, que es en esencia pura información, es generalmente transferido a un medio físico (el disquete), empacado, transportado y vendido en negocios. Esta cadena encarece enormemente el costo de la información. Mucho más barato y eficiente es adquirir esa información vía Internet y recibirla directamente en el lugar, entorno y destino natural: la computadora del comprador (5)

3,1 SISTEMAS BASADOS EN TARJETAS DE CRÉDITO

3,1,1 SET

En éstos se transmite directamente el número de tarjeta, encriptado o no. En febrero de este año MASTERCARD y VISA anunciaron la adopción de una norma común para el comercio electrónico: SET, Secure Electronic Transaction.. Esta tecnología intenta superar cinco grandes desafíos: a) garantizar reserva en la información de pedidos y pagos., que se logra por la encriptación de los mensajes; b) asegurar la integridad de todos los datos transmitidos, a través de la firma digital; c) verificar que el titular de la tarjeta de crédito sea usuario legítimo de una cuenta, mediante la utilización de la firma digital y los comprobantes de comerciante; d) garantizar la autenticidad del comerciante para que pueda aceptar pagos con tarjetas bancarias a través de una institución financiera; y e) facilitar y alentar la interoperatividad entre proveedores de redes y de software.

3,1,2 FV

La operación se realiza con la intervención de una tercera parte a quien previamente se le ha enviado fuera de línea (off line) el número de tarjeta de crédito. Un ejemplo es THE FIRST VIRTUAL INTERNET PAYMENT SYSTEM (FV)(6) . Para asociarse, se necesita una dirección de E-mail, dado que toda comunicación entre el usuario y FV se realizará a través de ese medio, incluída la confirmación de la compra que deberá realizar el usuario y la autorización a FV para cargarla a su tarjeta de crédito. El sistema funciona aproximadamente de esta forma: luego de llenar la aplicación se activa la cuenta enviando telefónicamente a FV los datos de la tarjeta. FV confirma la apertura enviando un mensaje vía E-mail conteniendo el Virtual PIN. Para realizar una compra, el usuario da el VPIN al vendedor, quien se comunica con FV. FV envía al comprador un E-mail para que confirme la operación. El costo de tener un VPIN es de U$S 2 por año.

3,2 CHEQUES DIGITALES

Este segundo sistema funciona como si se tratara de cheques reales, salvo que el usuario utiliza una firma digital para firmar el cheque y luego transmitirlo en línea (on line) encriptado. Como ejemplo de empresas proveedoras de este servicio se puede citar a CHECK FREE (7) y NetCheque (8)

El usuario necesita una chequera electrónica, que actualmente consiste en una tarjeta del tamaño de una tarjeta de crédito que puede contener datos y se inserta en un slot en la mayoría de las computadoras portátiles (notebooks) que se venden en la actualidad. En el futuro la chequera se llevará en una tarjeta inteligente (smart card), que cuenta con un chip y distintos tipos de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA