Activación y reforma de las prestaciones de Invalidez (Experiencia del Reino Unido)

Autor:Nick Butler
Cargo:Departamento de Trabajo y Pensiones. Reino Unido
Páginas:91-107
RESUMEN

El mercado de trabajo. Anexo.

 
ÍNDICE
CONTENIDO

Page 91

Me gustaría comenzar dando una visión general de la labor del DWP (Departamento de Trabajo y Pensiones) del Reino Unido, empezando por los objetivos estratégicos que el Departamento persigue. Estos objetivos principales se dirigen, en primer lugar, a la reducción del número de menores que viven en el umbral de la pobreza, ya que los porcentajes que se registran en este aspecto son muy preocupantes. Otro objetivo es la maximización de las oportunidades laborales para todos, así como reducir las cifras de desempleados, a la vez que se busca mejorar los resultados en cuanto a seguridad laboral y sanidad. Promover la independencia y el bienestar en el periodo de vida posterior a los años de trabajo en lo que se refiere a atender la pobreza de los pensionistas, así como implementar las reformas de las pensiones y promover la igualdad de oportunidades para las personas discapacitadas. Por último, nuestro trabajo se orienta a proporcionar a nuestros clientes los servicios y beneficios adecuados en el momento conveniente, además de convertir DWP en un ejemplo de efectividad en cuanto a la oferta y distribución de servicios tanto a los trabajadores como a los empresarios. Estos objetivos estratégicos tienen como finalidad cubrir las diferentes actividades del Departamento en todos sus niveles.

Un ejemplo de estos objetivos y de los resultados positivos que se están obteniendo es el hecho de que ahora los pagos de las ayudas se dan en el momento necesario a las personas que lo necesitan, algo que no estaba optimizado en el sistema previo de ayudas sociales. Esto, a su vez, nos ha abierto nuevas posibilidades a la hora de debatir sobre las prioridades y métodos de resolución y permite al Departamento dotarse de unas pautas a seguir más certeras y más eficaces, ya que disponemos de más información.

El Departamento también distingue una serie de retos. Primeramente, está el reto de una sociedad en proceso de envejecimiento, lo que correlativamente significa un aumento del nivel de dependencia y de pensiones. Este año en el Reino Unido, el número de personas en edad de ser pensionistas excederá en gran medida por primera vez al número de menores. Esto, pensando en el futuro, supone inequívocamente una necesidad de cambio en lo Page 92 relativo a las pensiones y al sistema en sí, ya que el balance del número de personas incluidas dentro de la población activa que dotaban de pensiones a la tercera edad era en 2005 de 4 a 1, siendo este balance sostenible, mientras que en 2050 se estima que el balance será de 2 a 1.

Otro reto es el aumento de problemas mentales y de salud, lo que a largo plazo se traduce en un aumento de personas con incapacidad.

El paro persistente, junto con el grave problema de la pobreza, particularmente en el ámbito infantil que cuenta con unos porcentajes elevadamente preocupantes, así como la resolución de las trabas que el Departamento se encuentra a la hora de gestionar a los cuidadores y los mismos servicios de cuidado, representan retos a los que hay que hacer frente mediante una política firme y resolutiva que reduzca progresivamente las carencias del sistema.

Además, dentro del mundo globalizado en el que nos encontramos y dentro del sistema económico mundial, más de un tercio de los adultos no tienen el certificado mínimo de escolaridad básica (graduado escolar) ni un equivalente. A lo que se añade que hay 6'8 millones de personas analfabetas funcionales y que hay 5 millones de personas que son, de facto, analfabetas.

Si queremos sostener y mejorar nuestra posición en la economía mundial hemos de abordar estos hechos con carácter de emergencia y es por esto por lo que el gobierno se ha comprometido a mejorar su posición en la escala mundial y convertirse en torno al 2020 en un referente mundial en cuanto a adaptabilidad. (Siguiendo el criterio marcado en contra del cuarto porcentual por los países de la OCDE).

Además, en lo que respecta a la justicia social, siguen existiendo determinados grupos que topan con desventajas dentro del mercado laboral. Un ejemplo es el nivel de empleo de las minorías étnicas que se sitúa un 14% por debajo del porcentaje de la población total. Alrededor de 1 de cada 3 personas pertenecientes a una minoría étnica son económicamente inactivas, frente a los datos de 1 por cada 5 personas de la población en general. Esto tiene claras repercusiones. Hoy en día en Reino Unido un cuarto de menores de raza blanca viven en el umbral de la pobreza, pero los datos se elevan a más de la mitad en los niños de origen africano y de raza negra. Esto unido a los niños de origen hindú que también viven bajo este umbral, dan como resultado que tres cuartos de la población menor de edad vive en estas condiciones. El gobierno tiene en su agenda prioritaria abordar esta situación ya que es el momento de terminar con este tipo de desigualdad social.

Uno de los retos más importantes a los que se ha de enfrentar el Departamento es a la creciente incertidumbre económica. En los últimos 10 años el mundo ha cambiado en muchos aspectos. El mundo financiero y los mercados se han interrelacionado muy estrechamente a nivel mundial y el hecho de que China y la India hayan surgido como potencias económicas emergentes ha beneficiado en gran medida al Reino Unido. Todo ello tiene una cara negativa ya que, tal y como se ha ido demostrando a lo largo del pasado año, nos encontramos hoy más que nunca expuestos a los efectos negativos de lo que suceda en el marco global. De manera que, a la vez que nos hemos de posicionar asegurando los beneficios de la globalización, también hemos de tener clara la realidad a la que nos conduce esta nueva situación de interdependencia donde la creciente demanda de los países emergentes provoca la subida de los precios del petróleo y los alimentos. En el pasado, el Reino Unido debía enfrentarse al historial de inestabilidad debido al recurso de la inflación ante las presiones del crecimiento demográfico, pero ahora, la incertidumbre e inestabilidad derivan de los problemas en los mercados Page 93 financieros y de la necesidad de recurrir a la inflación por la subida de precios en los mercados globales.

Nuestro esquema de trabajo para promover una estabilidad macroeconómica y financiera parte de unas premisas factibles y correctas pero hemos de asegurarnos que este esquema se mantiene firme ante las adversidades y los nuevos problemas, además de que, llegado el caso, tenga la capacidad de moldearse de acuerdo al nuevo esquema mundial en constante cambio. Así, queda claro el objetivo principal de promover y generar trabajo.

El mercado de trabajo

En el gráfico nº 4 se aprecia el progreso ascendente del nivel de contratación entre los años 1971 y 2007. El resultado es un balance positivo de la media histórica.

En la diapositiva nº 6 pueden ver el balance porcentual del mercado laboral en base a la población trabajadora de estos siete países miembros de la OCDE (Canadá, Estados Unidos, Reino Unido, Japón, Italia, Francia y Alemania).

En el Reino Unido, el porcentaje se sitúa un poco por encima del 70%, lo que es de hecho inferior al publicado en el primer balance de la ONS, debido a que el estándar con el que la OCDE lleva a cabo sus balances es sobre la población de 15 a 64 años. El Reino Unido tiene uno de los niveles de contratación laboral más elevados del mundo; el último dato lo situaba en el 74,9%. El mercado laboral del Reino Unido cuenta con un récord de personas que se encuentran en activo, 29,55 millones, cifra que se ha incrementado en 446.000 contrataciones nuevas el pasado año, especialmente en el sector privado.

Por su parte la OIT (Organización International del Trabajo) estima que el total de parados descendió de 38.000 a 34.000, mientras que los datos de JSA (servicio de empleo) hablan de 9.000 al mes, aunque sus datos a nivel anual se han reducido a 58.100.

Desde 1997, un millón de personas han dejado de recibir la prestación por desempleo gracias a su incorporación al mundo laboral; en mayo de 2008 los 819.900 parados bajaron en 58.100 en un año.

El número de personas que recibía ayudas por discapacidad en noviembre de 2007 era de 2,64 millones y se vio reducido en 31.000 personas a lo largo del año.

Los datos relativos a las pensiones que reciben las familias monoparentales elevan el número a 742.000 receptores también en noviembre de 2007 y en un solo año se ha reducido el número en 34.000 casos. Con una reducción desde 1997 de 241.000 casos.

En noviembre de 2007 el número de personas que recibían ayudas o pensiones de otra naturaleza era de 167.300 y en este caso sí se ha registrado un incremento de 6.000 personas, si bien en comparación con 1997 el número se ha reducido en 80.000 casos.

Existen algunas barreras sociales que dificultan la labor. Tres millones de personas de media de la población activa se benefician o se han estado beneficiando durante más de un año de ayudas y pensiones, muchas de ellas por discapacidad. (diapositiva 6).

Nos encontramos también con el problema de que hay alrededor de 3 millones de hogares en los cuales no trabaja ningún miembro de la familia. En ellos hay 1'7 millones de menores, lo que significa que se ha tardado más de lo debido en tratar de abordar este tema de una manera eficaz. En muchos casos, se debe a la falta de conocimientos y técnicas. Hay 5 millones de adultos analfabetos y 17 millones de adultos que encuentran dificultades para el manejo de sus habilidades numéricas, algo que al gobierno y al Departamento les preocupa en gran medida y que debe ser solucionado por el gobierno de manera direc-Page 94ta. De los 5'1 millones de personas que acuden a Jobcentre Plus (entidad que oferta y ayuda a buscar trabajo) hay un 38% de personas analfabetas funcionales y un 45% con falta de funcionalidad numérica.

En el gráfico que se muestra (diapositiva 7), referido a las pensiones por discapacidad, se observa que las líneas no se encuentran definidas acorde con el momento económico, es decir, no hay una relación directa. Observen también cómo se han reducido las pendientes de las tres líneas que se muestran, representando la línea oscura las prestaciones por desempleo, la línea media las pensiones por discapacidad y la línea clara las pensiones destinadas a las familias monoparentales. Los niveles han descendido en los tres casos lo cual demuestra un mayor nivel de contratación laboral que permite desligarse de la dependencia a las ayudas.

Los individuos receptores de las pensiones han de ser evaluados y asesorados de manera que un tribunal evaluador dote a estas personas de una pensión en función de su discapacidad por sus limitaciones para llevar a cabo un trabajo, ya que hay diferentes tipos de discapacidad así como diferentes grados, relacionados por ejemplo con la capacidad muscular, ósea o mental.

El número de solicitantes alcanzó su cota máxima como muestra el gráfico, desde finales de los 70 y hasta mediados de los 90. En cambio hoy el posicionamiento es muy diferente ya que desde 1997 las solicitudes han descendido tras dos décadas de extenso crecimiento (bajada de 61.000 en noviembre de 2005).

En comparación con 1997, hay cerca de 2'4 millones más de personas en el mercado laboral lo cual refleja el éxito del trabajo realizado en la política de la protección social y el bienestar y en el esquema de derechos y responsabilidades.

Hay 1 millón de personas que reciben pensión por discapacidad que expresan su deseo de reincorporarse o incorporarse al mundo laboral y este hecho se da también en un altísimo porcentaje de los solicitantes.

El programa de solicitantes y receptores está lleno de casos de larga duración. Tres cuartas partes de los casos han recibido la ayuda durante al menos 2 años y más de la mitad han recibido ayuda durante 5 años o más.

Dije antes que la reforma es esencial para conseguir los objetivos y para ello hemos de acercarnos al concepto «Flexiguridad» si me permiten el término, una filosofía desarrollada por el Departamento y expresada por nuestro Secretario de Estado para el Trabajo y las Pensiones, James Purnell al que cito textualmente:

Mis aspiraciones son asegurar que todo el mundo tenga la oportunidad de ser auto-suficiente al llegar a la vejez así como configurar el trabajo como un derecho y una responsabilidad para aquellas personas capaces de desempeñarlo

.

James Purnell hace especial hincapié en el concepto de responsabilidad que está hondamente asentado en el Departamento y es su patrón de acción.

Peter Hain, ex-Secretario de Estado para el Trabajo y las Pensiones decía textualmente:

Tenemos claro que en el futuro la correcta formación ha de jugar un papel central para ayudar a las personas a conseguir trabajo así como para ayudarles a mantenerlo. Nuestro objetivo es el trabajo sostenible, no la sucesión de trabajos a corto plazo y las repetidas promesas de ayudas

.

El actual Secretario busca atacar la pobreza más que desde un plano directo, desde la integración laboral. La pobreza es uno de los problemas más graves que afectan a un Estado y a su estructura y por ello, se ha de acabar con ella, luchando contra el paro, aumentan-Page 95do los niveles de contratación y mejorando la vida de las personas. Hoy en día está aumentando la ecuación entre los individuos dispuestos a trabajar y la contratación.

Los artículos: «En el trabajo, mejor fuera: pasos a seguir para obtener un pleno empleo» y «Clasificación mundial de técnicas: Implementar el artículo de Leitch sobre las Técnicas en Inglaterra», ambos publicados en julio de 2007 fueron pioneros en esa persecución de lograr un nivel de empleo de un 80% y en la aspiración de la clasificación mundial de técnicas para encontrarlo.

El progreso dentro de nuestra planificación en la integración laboral es la llave para un marco laboral sostenible. El artículo publicado recientemente «Oportunidad, Empleo y Progreso: haciendo que las técnicas funcionen», redactado tanto por el Departamento de Trabajo y Pensiones como por el Departamento de Innovación en colaboración con diferentes universidades y el documento de Técnicas, han sentado las bases para asegurar que los trabajadores cuenten con las técnicas necesarias y puedan desempeñar un trabajo tanto ahora como en el futuro.

El artículo «Preparado para el trabajo: pleno empleo en nuestra generación» responde al ya mencionado «En el trabajo, mejor fuera» consulta que se llevó a cabo entre julio y octubre de 2007. Detalla los pasos que se abordarán en posteriores reformas del sistema de protección y bienestar asegurando que aquellas personas en paro tengan acceso a un apoyo eficaz, personalizado y moderno así como que se movilicen las personas que son meros espectadores (receptores pasivos de las ayudas) en su proceso de cambio hacia la búsqueda de trabajo y la actividad laboral. Tal vez forzando mínimamente a las personas se consiga su motivación para trabajar.

El departamento cuenta con tres principios esenciales que se caracterizan por las 3 «C»:

- Capacidad.

- Contribución

- Control.

Introducidas ya por James Purnell en su discurso ante la Fundación del Mercado Social en febrero de 2008.

En relación a la Capacidad, se estableció que no todo el mundo tiene las mismas posibilidades a la hora de establecerse para vivir de manera independiente. También que la pobreza disminuye la capacidad y reduce las posibilidades en la vida ya que supone más obstáculos y mayor precariedad, haciendo la vida más desagradable y menos plena de lo que pudiera ser en caso de que no existiese. Si pudiésemos reducir los gastos en lo relativo al paro para invertir más en el futuro de la infancia, estaríamos consiguiendo dos objetivos diferentes por medio del empleo de una sola política. Este pasado mes de octubre reemplazamos las pensiones por discapacidad por las ayudas lícitas de empleo y apoyo y además esperamos que los padres solos que mantienen a sus hijos, busquen trabajo como mínimo cuando el mayor de los menores en caso de haber más de uno, tenga 7 años en lugar de los previamente estipulados 16, lo que nos situará más en la línea de otros países industrializados.

En relación con la Contribución, el bienestar es un status quo en el que el acuerdo es sencillo: un ciudadano realiza su contribución y a cambio el Estado le asegura protección. Un principio que se aplica a todo el mundo. Por ello, si un inmigrante extracomunitario llega al Reino Unido se esperará de él que lleve a cabo contribuciones a nuestra economía antes de que se le concedan las ayudas. Lo que buscamos es un sistema en el que las pensiones o ayudas a las personas inactivas sean una excepción más que una regla, creando un régimen personalizado para cada individuo. Esta política ayudará por un lado a aquellas personas que lo precisen, pero para ese pequeño grupo que no acepta las oportunidades se está creando un régimen de sanciones que está en proceso de desarrollo.

Page 96

En cuanto al Control, la idea base de bienestar ha de fundarse en la independencia y el control. Liberarse de cualquier tipo de dependencia es el objetivo, pues para la mayoría independencia es sinónimo de trabajo. Desgraciadamente no todo el mundo puede trabajar lo que no significa que desestimemos la idea de Control. Me gustaría introducir el principio de financiación individual para tratar de ver cómo dotar de un mayor control a aquellas personas que no pueden trabajar. Ésta es una manera muy efectiva de extender el control y las posibilidades en torno al apoyo y cuidado de estas personas y que está transformando las oportunidades y las vidas de personas. También me gustaría reflexionar sobre si estamos haciendo suficiente para ayudar a aquellas personas con discapacidad a incorporarse al trabajo. A medida que vayamos introduciendo a más y más personas, los medios irán extendiéndose. (diapositiva 10).

Todo lo presentado hasta el momento da una visión global de lo que esperamos cambiar con esta reforma del bienestar. Principalmente aspiramos a conseguir que 1 millón de clientes en 2015 no dependan de los subsidios y las ayudas por discapacidad, lo cual no solo aumentará el nivel de empleo reduciendo el paro sino que redundará positivamente en el Estado reduciendo la pobreza, manteniendo inamovible el apoyo y cuidado de los discapacitados.

El Departamento busca también reducir la diferencia en el porcentaje de contratación de personas con discapacidad y sin discapacidad que supone un importante agravio. Apoyarles para que consigan un trabajo y reduzcan su dependencia de las ayudas; así como darles la posibilidad de trabajar por encima de la edad media del pensionista, para mejorar su jubilación.

El Departamento cuenta con una serie de programas de contratación para: la discapacidad como parte de su oferta para ayudar a los que tienen problemas de salud o discapacidades a obtener un trabajo. Estos programas son entre otros:

- Pasos de trabajo.

- Preparación laboral.

- Acceso a trabajo.

- Un acuerdo nuevo para las personas discapacitadas y finalmente.

- Vías de Trabajo que es el programa piloto en el que nos estamos centrando en este momento. (diapositiva 11).

Vías de Trabajo (Pathways to Work) es una iniciativa dirigida a la mejora de oportunidades para aquellas personas receptoras de pensiones por discapacidad. Incluye entrevistas de trabajo orientadas, de carácter obligatorio, que se suman al «paquete» de oportunidades que son una serie de previsiones dirigidas a mejorar el mercado laboral en sus oportunidades y eficacia. El programa Vías de Trabajo está dirigido a los nuevos receptores de pensiones pero también a aquellos voluntarios en calidad de receptores de ayudas o pensiones. Las entrevistas de trabajo orientadas se llevan a cabo por asesores especializados en pensiones por discapacidad. La participación en ellas es obligatoria, suponiendo una sanción para quien no se presente a ellas, lo que estimula a los clientes a interesarse por la oferta. El «paquete» de oportunidades tiene unos aspectos clave en cuanto a la nueva política para las personas discapacitadas y la administración de las condiciones de los programas. (diapositiva 12).

Los primeros se llevan a cabo en cooperación con los servicios primarios de servicios sanitarios locales con el objetivo de ayudar a los clientes a administrar su condición sanitaria o de discapacidad para que puedan retomar aquellos trabajos que desean desempeñar. Los segundos, constan de una mayor remuneración en la vuelta al trabajo ya que cobrarán de forma semanal 40 libras a la semana durante doce meses si su salario es Page 97 inferior a 15.000 libras al año y trabajan más de 16 horas a la semana. (Diapositiva 13).

Hasta ahora, el programa Vías de Trabajo ha sido todo un éxito y ha ayudado a más de 69.000 personas en su reincorporación laboral. Las posibilidades de que una persona sea contratada durante 18 meses tras comenzar su petición IB aumenta en los parámetros de las Vías de trabajo en torno al 7% pasando de un 28% al un 35%. Ha habido una buena acogida tanto por parte de los clientes como de los asesores personales y un estudio independiente del Instituto de Estudios Fiscales y de Políticas confirma que el programa Pathways (Vías) ha incidido positivamente en los beneficios para quien contrata y para la sanidad. Por ello, invertir en este programa es una decisión muy acertada que mejora las condiciones laborales y los porcentajes de empleabilidad. (Diapositiva 14).

Tras su creación en 2003 como programa piloto se nos planteó cómo expandir el programa Vías de Trabajo. Hoy en día en el 40% del Reino Unido, se llega al sector público a través del Jobcentre Plus (las entidades encargadas de encontrar y ofertar trabajo). En el 60% restante estamos actualmente, desarrollando el programa con la ayuda de entidades privadas y de la beneficencia y su expansión se habrá completado en 2008, cuando todos los usuarios que reciben ayudas por discapacidad en Reino Unido tendrán acceso al programa. En aquellas zonas donde haya más colaboradores privados, el 70% del capital se basa en los resultados del trabajo, recibiendo ellos un pago por cada contrato inicial y por cada empleo continuo. Los contratistas han de ofrecer entrevistas concretas y un programa que supervise las condiciones, mientras que otro tipo de apoyos corren a su cargo.

En la imagen de la diapositiva 15 vemos a Danielle Lloyd junto con el Ministro de pensiones Mike O'Brien en el centro de Triadge en Dundee, uno de los proveedores del programa. Danielle entró en el programa en diciembre de 2007: Se encontraba en dificultades económicas y se estaba recuperando de una enfermedad que le provocaba una situación de depresión y desmotivación muy fuertes. Danielle había tenido una trayectoria laboral como técnico de laboratorio, si bien decidió a la hora de reincorporarse que no quería continuar en ese campo y le pareció mucho más apropiado el sector del cuidado. Fue delegada a la Academia de Cuidados de Salud en la Universidad de Angus para asistir a un curso de seis semanas que la dotaría de los recursos necesarios y para concienciarse de lo que iba a encontrarse en el sector de los cuidados en la salud. Mientras ella seguía los pasos del programa reuniéndose con su asesor personal, se estableció una asistencia especial para ayudarla en sus problemas económicos, lo que se tradujo en un aumento de su confianza y seguridad.

Pronto empezó a solicitar trabajos dentro del sector de los cuidados aunque sin resultado. Después de un tiempo decidió que no era lo suyo y estuvo estudiando las distintas opciones con su asesor personal y comenzó a buscar otras oportunidades. Consiguió entrar a trabajar en LIDL en Montrose en mayo y tiene ahora la oportunidad de ascender al cargo de manager.

Danielle comentó: «Nunca hubiera sido capaz de arreglar mis problemas económicos a la vez que solventaba mi vida sin la ayuda de Triage. Me dio la confianza que necesitaba y ahora me encuentro trabajando y optando a una promoción.» (Diapositiva 16).

A partir de octubre de 2008 las pensiones por discapacidad serán reemplazadas por el Subsidio del Trabajo y Apoyo que contará con un asesoramiento médico revisado y un pago adicional a aquellos clientes que sufran de una discapacidad severa. Los nuevos clientes serán introducidos en el programa Vías de Trabajo (Pathways) que seguirá ofreciendo apoyo al régimen de reintegración laboral. De todas formas, se necesitan nuevos clientes. Esperamos que un 90% de ellos tengan un Page 98 compromiso obligatorio y por nuestra parte introduciremos un asesoramiento médico más riguroso, incluyendo un elemento que elimine las barreras para reincorporarse al trabajo: dando las pautas a seguir para poder superarlas.

El gráfico de la diapositiva 17 muestra cómo vamos a estructurar las ayudas desde esta nueva política y el programa y la relación de ayudas, apoyos, pensiones básicas e incluso el concepto de sanción.

La conclusión es que el Departamento busca ayudar a aquellas personas discapacitadas a salir de la dependencia limitada a las ayudas que se ha convertido en una parte vital del programa de reformas del sistema de protección y bienestar del Reino Unido para acabar con la pobreza atacándola mediante la estimulación laboral por medio de la contratación, a lo que el Departamento dedica sus esfuerzos y programas como Pathways. El reto en gran medida es ayudar, reflotar y estimular a ese gran número de personas apegadas a las ayudas, dos veces superior al número de parados incluidos dentro de los programas de ayuda a la reincorporación laboral. Hemos obtenido logros al requerir a los nuevos usuarios que realicen entrevistas y hemos reforzado esto mediante penalizaciones económicas en los casos de no asistencia a la vez que se apoya a quienes tratan de hacerlo. Realizaremos una cuantiosa inversión de 1 billón de libras en los próximos 3 años para el apoyo a la reinserción laboral y aunque los retos van a ser difíciles, mediante la inversión y una serie de reformas el estado de bienestar irá mejorando.

Page 99

Anexo

[ VEA LOS GRAFICOS EN EL PDF ADJUNTO ]