Televisión Educativo: Reto y Utopía

Autor:Juan Carlos Alfeo Álvarez
Cargo:Profesor de la Universidad Complutense de Madrid
RESUMEN

El sábado día 6 de octubre de 1984 se emitió la primera de las casi doscientas entregas de las que constó un programa que acabaría convirtiéndose, en parte por mérito propio y en parte por azar de la oportunidad, en un verdadero fenómeno televisivo. -La bola de cristal- cuyos iconos y cuyas canciones han acompañado a televidentes de edades y orígenes diversos, forman parte de la memoria... (ver resumen completo)

 
EXTRACTO GRATUITO

Profesor de la Universidad Complutense de Madrid

Una idea, una mujer, una ilusión.

Lolo Rico es una mujer serenamente enérgica y tan franca como jovial. No hay duda: en sus ojos reside ese brillo peculiar de quien, a pesar de estar de vuelta de muchas batallas, ha sabido preservar su capacidad para ilusionarse con nuevas ideas y proyectos. Así la conocí y, por lo que veo, poco ha cambiado esta mujer, Lolo Rico, que argumenta sólidamente y defiende con lucidez aquello en lo que cree.

Coincidimos hace unos años en un seminario de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (Cuenca) en la que nos disponíamos a hacer prospectiva sobre lo que podría depararnos la programación y la producción televisiva a lo largo de una década, la de los noventa, que era entones un libro casi en blanco, pero que ya apuntaba maneras . Para mayor gozo, compartíamos mesa, codo con codo, para tratar el siempre espinoso tema de las relaciones entre la infancia y la televisión . Fue un debate intenso, efervescente y enriquecedor, un torbellino que desbordó el horario y la propia sala de conferencias, inundando los pasillos y llenando las horas siguientes de jugosas anécdotas y de críticas verdaderamente afiladas hacia una programación infantil que en aquel momento era, a juicio de Lolo, no sólo inapropiada e innecesariamente procaz, sino, además, totalmente carente de imaginación y del más mínimo compromiso pedagógico .

Opiniones aparte, lo que sí era cierto es que quien hablaba era, sin pretenderlo, una autoridad en la materia. Lolo Rico es la autora infatigable de una larga lista de cuentos infantiles y textos de orientación pedagógica , responsable de gran cantidad de programas radiofónicos para niños, traductora y, ya en el plano televisivo, directora de programas para el sector infantil y juvenil de la audiencia como “La casa del reloj” y “La cometa blanca”. Por si todo ello fuera poco, era, además, el alma máter, el generador de potencia de uno de los programas más innovadores de nuestra televisión: el ya mítico “La bola de cristal”. Supongo que llegados a este punto no estará de más añadir que es madre de siete hijos para comprender el personal interés que vincula definitivamente a esta mujer con el mundo infantil y juvenil.

Lolo llevaba trabajando para TVE catorce años cuando, siendo director José María Calviño, recibió un encargo de Carlos Valverde, Director de programas infantiles de TVE, que podía haber sido un regalo envenenado pero que, a decir de la propia Lolo, iba a convertirse en la mejor época de su vida: el diseño de un programa de bajo presupuesto destinado al público infantil y juvenil con la finalidad de cubrir una hora valle en la programación matinal de los sábados.

17 de septiembre de 1983: empieza la cuenta atrás.

El comunicado de prensa de TVE en relación con el programa no podía ser más escueto; en apenas un par de páginas y bajo el título “Infantil para la matinal de los sábados” informa:

“A partir del 17 de septiembre [de 1984] se comenzará a grabar en los Estudios Roma “La bola de cristal”, nuevo programa dedicado al mundo infantil, en concreto a los niños con edad comprendida entre los 3 y los 10 años, que tiene previsto emitirse los sábados por la mañana. (…) Lola Rico de Alba (…) será la encargada de dirigir este nuevo espacio con duración aproximada de hora y media. En “La bola de cristal” se combinará la producción extranjera y la nacional. La sección de dibujos animados y cuentos correrá a cargo de ciertas compañías con sede más allá de nuestras fronteras; mientras que la parte musical y los muñecos de guiñol se reservarán para creadores nacionales.

LOS GENIOS

Una de las innovaciones del programa será la inclusión de muñecos de guante españoles relacionados con el mundo de la televisión. De esta manera, aparecerán personajes como el Genio de la cámara, el Genio del sonido…. Que convivirán en un improvisado estudio de grabación, ayudando a familiarizar al niño con el medio audiovisual. La utilización de un decorado activo, participativo, puede considerarse otra de las novedades de espacio. Objetos como una cámara de televisión, convenientemente pintada de verde o rojo, un micrófono… tendrán vida propia con el fin de llamar la atención del niño e introducirle en el campo de la técnica.(…) “La bola de cristal” se presentará como un programa totalmente distinto a “La cometa blanca”, conservando de aquél tan sólo su carácter educativo. En el espacio no existe ningún tipo de participación por parte del público infantil, que se limitará a aprender y entretenerse. La realización correrá a cargo de Ernesto Quintana y sobre los futuros presentadores aún puede decirse poco ya que su selección depende del resultado de las pruebas que se realizarán en la próximas semanas” .

El comunicado no está fechado, sin embargo es evidente que la idea motriz es aún muy vaga en el momento de su redacción. Los emblemáticos “electroduendes” aún no pasaban de “genios” y sólo hay una imprecisa mención a dos de ellos que acabarán conociéndose como Maese Cámara y Maese Sonoro. Isabel Bauzá, esposa de otro miembro del equipo, el realizador Ernesto Quintana , y el dibujante Gerardo Amechazurra aún no constan como presentadores y otro tanto sucede con Alaska y el resto de protagonistas del espacio; de hecho, la prensa del momento aún no tiene claros los nombres de los protagonistas y, cuatro días después de su primera emisión, en la revista Diez Minutos puede leerse lo siguiente:

“El programa, que constará de tres bloques, será presentado en el primero de ellos por unos muñecos de Alejandro Millán que se denominarán ‘Cámara’, ‘Sonido’, ‘Adaptación’, ‘Bruja-avería’’ y ‘Bruja-truca’ “

Efectivamente, el programa se empieza a grabar el 17 de septiembre de 1984, según el plan previsto, en los Estudios Roma, situados en el Polígono Industrial de Fuencarral, al norte de Madrid -actual sede del canal Tele 5- aunque más tarde pasarían a grabarse en Prado del Rey. La producción de cada capítulo abarcaba quince días y la grabación de cada programa se llevaba a cabo en tres. El primer programa se emitió el 6 de octubre de 1984, y el último, el 25 de junio de 1988.

“Nosotros dedicamos un día a grabar el ‘Libro visor’, otro a los ‘Electroduendes’ y otro a grabar el resto de las cosas del...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA