Prueba notas

Autor:Esteban
Cargo:Esteban
Páginas:1-100
 
EXTRACTO GRATUITO

_____________

Notas

[1] Cfr. mi Metodología de la ciencia expositiva y explicativa del derecho, 11 Elaboración sistemática 74. vol. I, Madrid, Fundación Cultural del Notariado, 2002, pp. 337-342.

[2] Federico DE CASTRO, Derecho civil de España, Parte general, vol. I, primera parte, cap. I, 1, IV, p. 63.

[3] Rudolf VON IHERING, El espíritu del derecho romano, Introducción, § 4, ed. cit., vol. I, pp. 50 ss.

[4] Advirtamos que IHERING páginas antes, pp. 38 ss., explica que el derecho, "como creación real objetiva, tal como se nos manifiesta en la forma y en el movimiento de la vida y del comercio exterior, puede ser considerado como un organismo, y en este grado lo debemos colocar para hacer de él nuestro completo estudio". En "su estructura", el conocimiento en todos los pueblos de su organización "ha sido largo y penoso de adquirir". El "fruto de esta actividad aplicada al conocimiento jurídico" es doble. De una parte, expresar "ese fruto" de la actividad de adquirir el "conocimiento jurídico"; y de otra, "formular el derecho", que, "en parte, es la obra del pueblo, que traduce bajo forma de adagios las leyes que ha encontrado en la práctica; en parte también la obra del legislador, que expresa y sanciona el derecho que existe ya bajo el sentimiento o derecho consuetudinario; y, finalmente, de la doctrina y de la práctica, que estudian y dan a conocer las disposiciones y consecuencias del derecho vigente. Combinada esta triple acción, se logra el conocimiento del derecho, y queda regido por la regla indicada antes, de que se adquiera poco a poco la indagación de la naturaleza íntima de las cosas, que al principio se perciben sólo superficialmente". SAVIGNY, Sistema del derecho romano actual, §V, cfr. ed. en castellano, Madrid, Góngora, s. /f., p. 67.

[6] Cfr. mi Metodología de la ciencia expositiva y explicativa del Derecho 1/. Elaboración sistemática, vol. 1, 2, a, p. 17.

[7] Cfr. Las instituciones jurídicas: definición, análisis. tipificación. clasificaciones y funciones, 1, A. D. C., IV-l, 2002, pp. 9 ss.

[8] Elaboración sistemática, 1, 107, pp. 55 I ss.

[9] Las instituciones jurídicas, IV, 3, pp. 52 ss.

[10] PAULO, Dig, 50, 12, 1.

[11] Claus-Hans CANARIS, Systemdenken und Systembegriff in der Jurisprudenz: entwickelt am 8eispiel des deutchen Privattechts, proemio, 2. ª ed., Berlín, Duncker und Humbold 1983; cfr. en castellano, El sistema en la jurisprudencia. Madrid, Fundación Cultural del Notariado, 1998, pp. 17 s.

[12] Francisco CUENA Bov, Sistema jurídico y derecho romano. La idea de sistema iuridico y su proyección en la experiencia jurídica romana, l y 2, Santander, Servicio de Publicaciones de la Universidad de Cantabria, 1998, pp. 1-21.

[13] CANARIS, op. cit., § 1, 1, pp. 19-21.

[14] Ibid., II, 1, pp. 21-23.

[15] Ibid, 2, pp. 24-26.

[16] Cfr. La ciencia del derecho a lo largo de la historia, 139, e, infine, Madrid, Fundación Cultural del Notariado, 2000, p. 830.

[17] CANARlS, Op. cit. . §2, I, pp. 27-49.

[18] Ibid., 11, pp. 49-69.

[19] Cfr. Elaboración sistemática. 25, p. 115.

[20] Cfr. ibid., 83, p. 382, in fine ss.

[21] CANARIS, op. cit., §4, pp. 85-97.

[22] Elaboración sistemática, 19 b-e, pp. 85 S., 21 d, pp. 86-89 y f-s., pp. 90-93.

[23] Juan MIQUEL, El aislamiento de los juristas romanos, comunicación presentada al curso "La independencia de la función judicial", en el Curso de Verano 1991, de la Universidad Complutense en El Escorial.

[24] BIONDI BIONDI, Objeto y método de la jurisprudencia romana (1943), cfr. en "Arte y ciencia del derecho", Barcelona, Aries, 1953, pp. 38 ss.

[25] Elaboración sistemática, vol. 1, 40-63, pp. 175-296.

[26] Ibid., 72-106, pp. 331-548.

[27] Ibid., 107-123, pp. 551-667, y vol. II a todo lo largo del mismo.

[28] La ciencia del derecho a lo largo de la historia, 4, p. 34.

[29] F. CUENA, op. cit. 8, pp. 61-70. Los textos que se citan se hallan en las pp. 64, 65, 67 y 68.

[30] Cfr. Luis FIGA FAURA, El ordenamiento jurídico mercantil, R. G. L. Y J. 252, 1982, 1, pp. 52 ss. Los civilistas y la evolución histórica del derecho mercantil, A. D. C. XXXVIII-II, 1984, pp. 369-378.

[31] Cfr. La ciencia del derecho a lo largo de su historia, 94, pp. 558-561.

[32] Ibid., 145 b, pp. 865 S.

[33] Supra, 2, Il.

[34] IHERING op. Y loco ult. cit. . pp. 38 S.

[35] En la segunda edición de su obra, IHERING añade en su nota 7, pág. 39: "Después de publicada la primera edición de esta obra he encontrado un pasaje de Bentham que considera al derecho de una manera análoga. Este paisaje se halla en el Traité de legislation de Jeremías BENTHAM, edición de Dumont, Paris 1802: "No es en los libros de donde -dice- he encontrado los medios de invención y los modelos de método. Se encuentran más bien en las obras de metafísica, de física, de historia natural, de medicina. Quedé sorprendido leyendo en algunos tratados modernos de esta ciencia las clasificaciones de los males y de los remedios. ¿No se podría aceptar el mismo orden en la legislación? El cuerpo político, ¿no podría tener su anatomía, su fisiología y su materia médica? Lo que he hallado en los TRIBONIANO, los CONCEJII, los BLACKSTONE, los VATTEL, los POTHIER, los DOMAT es bien poca cosa; HELVETIUS, LIUNEO, BERGMANN, CALLEN, me han sido mucho más útiles"".

[36] SAVIGNY, Sistema. § XV, vol. 1, pp. 91 ss.

[37] Cotejo con la escuela histórica de Savigny, Il, parte 10 y 13. R. J. C. 78, 1979, pp. 787-784 y 803-807, en síntesis, en Metodología de las leyes, 54, pp. 126 ss. Y, más brevemente, en Metodologia de la determinación del derecho, I, Perspectiva histórica, 238, e, pp. 825 s.

[38] SAVIGNY, Sistema, IX, p. 74.

[39] Ibid., p. 76.

[40] Ibid., XV, p. 93.

[41] Supra 1, texto correspondiente a la nota 5.

[42] Franz WIEACKER, Fundamentación de la formulación del sistema de jurisprudencia romana, Universidad de Barcelona, 1991, III, 2, pp. 25 ss.

[43] Ibid., 3, pp. 27 s.

[44] Francisco CUENA, ap. cit. 9, p. 70, advierte que el CICERÓN retórico y no jurista, se ocupó del método jurídico y trató de trazar lo que hoy denominamos su sistema, en el diálogo De oratore, en Brutus y en su Tópica y, especialmente, sin duda, en el desaparecido De iure civile in artem redigendo. CICERÓN era cronológicamente posterior a Q. Mucio SCAEVOLA y contemporaneo de SERVIO. En De oratore trató de la formación de los oradores, a quienes la cognitio iuris era del todo necesaria para su actuación forense, haciendo frente al desorden, que criticaba, de la jurisprudencia. En Brutus alaba a su amigo SERVIO, frente a otros jurisconsultos, y propone el empleo en el derecho de un método dialéctico, más fácilmente accesible a los oradores en el plano de su actividad práctica y forense respondente. No obstante, cree CUENA que SERVIO "realizó el ideal ciceroniano del ars iuris en la misma escasa medida que Q. Mucio", En su Tópica -que CICERÓN dedicó, como es sabido, a su amigo el jurista Cayo TREBACIO TESTA-, trata de mostrar que los procedimientos sistemáticos, "considerados como piedra de toque de la construcción de la ciencia antigua, eran sin embargo susceptibles de un "uso tópico" desconectado en principio de todo interés genuinamente sistemático". Trátase, "en tal supuesto, tan sólo de loci argumentorum procedentes del campo de la retórica cuya utilidad quiere mostrar CICERÓN a los juristas".

[45] Max KASER, En tomo al método de los juristas romanos, Valladolid, Publicaciones del Seminario de la Facultad de Derecho, 1964, IV, 1, pp. 41 S.

[46] CUENA, op. cit. 10, pp. 86-101.

[47] KASER, op. Y loe. ult. cits., pp. 43 ss.

[48] Cfr. La ciencia del derecho a lo largo de su historia, 48, pp. 270-275, y el cuadro sinóptico que ocupa las páginas 274 y 275.

[49] Ramón M. " ROCA SASTRE, Crítica institucional del derecho civil, R. C. D. !., XVI, 1940, pp. 497-515.

[50] Creo que la perspectiva sistemática del derecho de sucesiones es mucho más compleja, formando un árbol con varios grandes troncos, cada uno con diversas ramificaciones. Cfr. mi Panorama del derecho de sucesiones, vol. 1, 1-22, pp. 19-55; y, concretado a los sistemas legitimarios, mi tratado Las legítimas, vol. 1, cap. 11, pp. 57-78.

[51] WIEACKER, loe. cit., 1, pp. 26 ss.

[52] Cfr. lo que dice F. CUENA, op. cit., 12, pp. 123-127, del desorden y la escasa sistematicidad del Edicto pretorio por ser producto de acarreos sucesivos.

[53] F. DE CASTRO, Derecho civil de España, Parte general, vol. 1, 3. ª ed. Madrid, LE. P., 1955, cap. IlI, 1, 3, p. 144 y nota 6 de la misma.

[54] Cfr. La ciencia del derecho a lo largo de la historia, 46-47, pp. 260-275.

[55] Ibid., 46, pp. 263 ss.

[56] Ibid., 48, cuadro de las pp. 274-275.

[57] Ibid., 42, b, pp. 227-230, y 48 b, p. 273.

[58] Federico DE CASTRO, op. Y vol. últ, cits., 1, IV, p. 63.

[59] SAVIGNY, Sistema, § V, p. 67.

[60] Ibid. . § XLII, pp. 215 ss.

[61] Ibid. § XLVI, pp. 232 s.

[62] Alfred DUFOUR, Droits de l'homme, droit naturel et histoire, II L'ecole historique du droit, Concepts clées, 1, II Science du droit et methodologie juridique, Paris, P. U. F. 1991, pp. 190s.

[63] E. ZULETA PUCEIRO, Savigny y la teoría moderna de la interpretación, V, infine, A. R. AJ. Y L., 9, 1981, p. 199.

[64] Antonio HERNÁNDEZ-GIL y ÁLVAREZ-CIENFUEGOS, La idea del sistema en Savigny, 51, 5, A. R. AJ. Y L., 9, pp. 185 ss.

[65] Ibid., 6, pp. 187 S.

[66] Ibid., 7, pp. 224-239.

[67] Antonio HERNÁNDEZ GIL (senior), Metodología de la ciencia del derecho, vol. Il, Algunas corrientes generales del pensamiento. El estructuralismo y la ciencia del derecho, Madrid, Gráficas Ugina, 1971, cap. XII, 3, pp. 371-379, recogido con el título: "El estructuralismo de base lingüística y sus posibilidades en la ciencia jurídica", cap. VIII, 3, en Obras completas, vol. 6, pp. 299-303. De este interesante estudio me ocupo en La ciencia del derecho a lo largo de su historia, 93, pp. 556 in fine sss.

[68] Alfred DUFOUR, Droits de I'homme, droit naturel et histoire, 1...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA