Política ambiental de Castilla-La Mancha

Autor:Francisco Delgado Piqueras - Nuria Garrido Cuenca
Páginas:387-399
 
EXTRACTO GRATUITO
XIII. Política ambiental de Italia
clear, no cabe desconocer el riesgo de contaminación radiológica. A pesar del
cierre definitivo de las cuatro centrales nucleares y sus respectivas instalaciones de
fabricación de combustible, éstas se encuentran en espera de su desmantelamiento,
hecho que generaráresiduos radiactivos cuya gestión habráque atender en breve.
Además, existen cuatro reactores nucleares dedicados a la investigaciónfísica y
biomédica (Costanza, TRIGA RC-1, TAPIRO y TRIGA MARK II), que se añaden a
las instalaciones hospitalarias que emplean esta tecnología en su funcionamiento.
Aparte de la protección frente a la contaminación nuclear proveniente de fuentes
artificiales, la normativa también atiende a la radiactividad originada por fuentes
naturales presente en atmósfera, suelo y alimentos, resultante de la persistencia de
los efectos residuales de las explosiones bélicas y de accidentes como el de la cen-
tral de Chernobyl, asícomo de la presencia en el ambiente de radón (cuya concen-
tración media indoor supera en un 80% la media mundial).
La normativa en la materia estárepresentada por el Decreto Legislativo n. 230
de 1995, dictado en trasposición de las respectivas Directivas Euratom 80/836, 84/
467, 84/466, 89/618, 90/641 y 92/3 y modificado por los Decretos Legislativos n.
241 de 2000 para trasponer la Directiva 1996/29/EURATOM y 257/01). De este
cuadro normativo resulta la necesidad de autorización preventiva para las instala-
ciones, establecimientos, laboratorios o gabinetes médicos susceptibles de emplear
materiales o aparatos radiactivos, asícomo también para la gestión y almacena-
miento de los residuos radiactivos generados. A cada autorización otorgada se in-
corpora el establecimiento de límites máximos de radiactividad. Finalmente, para
el control de la radiactividad natural existe una Red nacional de vigilancia de la
radiactividad ambiental, activa desde 1987. En este sentido, existe la obligacióna
cargo de las Regiones de localizar las zonas de alta probabilidad de concentración
de radón, asícomo de realizar campañas y actividades de control del citado gas y
de reducción de la exposición al mismo, al detectar la superación de determinados
umbrales. Las Agencias regionales y provinciales van cumpliendo desigualmente
estas obligaciones, cuya vigilancia deberáextremarse, como se ha indicado, con el
inicio del desmantelamiento de las instalaciones nucleares inactivas.
3. LA ORGANIZACIÓN ADMINISTRATIVA ITALIANA DEDICADA A LA PRO-
TECCIÓN DEL MEDIO AMBIENTE: ANÁLISIS DE LA EVOLUCIÓN Y FUN-
CIONES, ÓRGANOS DE REPRESENTACIÓN Y PARTICIPACIÓN
Como es sabido, la Constitución italiana adoptóen 1947 un modelo de descen-
tralización política y administrativa regional que tardódécadas en llevarse a efecto.
Dicho modelo se asentaba sobre la distinción de regiones «de Estatuto especial»
(Sicilia, Sardegna, Trentino-Alto Adige, Valle dAosta y Friuli-Venezia Giulia, insti-
tuidas por el propio Legislador Constituyente y con Estatutos que garantizaban una
autonomía particular) y «de Estatuto ordinario»(recogidas en el art. 131 de la
Constitución, que hasta principios de los años setenta no contaron con sus respecti-
vos Estatutos). El art. 117 de la Constitución recogía el sistema original de distribu-
ción de competencias, permitiendo que las Regiones promulgasen normas legislati-
387
POLIAMA130 Técnica/Grandes Tratados 31-08-06 14:09:38

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA