Isabel Candelario, Mª. I., 'El mediador concursal', Tirant lo Blanch, 2015, PP. 253

Autor:Félix Benito Osma
Cargo:Profesor de Derecho Mercantil. Universidad Carlos III de Madrid.
Páginas:279-280
 
EXTRACTO GRATUITO

Page 279

Recuerdo que la autora intervino en la jornada "El seguro de responsabilidad civil de los mediadores, árbitros y administradores sociales y concursales. Aspectos conflictivos" organizada en Seaida, el 20 de mayo de 2014. Su ponencia era —El acuerdo extrajudicial de pagos. El mediador concursal: condiciones, deberes y funciones. Su responsabilidad y seguro—. Es para mí una enorme satisfacción que aquélla fuese el incipiente al desarrollo de una investigación de un nuevo instituto en el ámbito concursal, aunque no desconocido en el ámbito de la mediación, como resolución extrajudicial de un conflicto. También, lo es que la autora haya pensado en mí persona para que realizara la recensión en la Revista Española de Seguros. Mi más enhorabuena por el trabajo y agradezco por supuesto su detalle.

La autora con el trabajo de investigación aborda, por un lado, el estatuto jurídico del mediador concursal y, por otro, el acuerdo extrajudicial de pagos desde su establecimiento hasta su reciente desarrollo.

La Ley 14/2013, de 27 de septiembre, de apoyo a los emprendedores y su internalización, en adelante (LE), introdujo el instituto del acuerdo extrajudicial de pagos, como mecanismo alternativo al procedimiento concursal, si bien con ciertos problemas de técnica jurídica y de falta de reglamentación. Se trata de un expediente desjudicializado que gira en torno a la figura de un mediador "concursal", cuya designación queda reservada al notario o al RM. Su propósito es analizar este nuevo instituto preconcursal y extrajudicial, diferenciándose con el acuerdo de refinanciación.

Page 280

Con respecto a la figura del mediador, se pregunta sobre la conveniencia de la terminología, sus fases, habilidades, capacidades, marco normativo y naturaleza jurídica. Se afirma por la "tertium genus" ante la dificultad que entraña delimitar con nitidez su verdadera naturaleza, aunque en cierta forma se aproxime al administrador concursal. Tanto es así que se le exigirán también las responsabilidades oportunas por su falta de diligencia, por el hecho de que no inste la solicitud de concurso consecutivo como ordenan los artículos 236.4 y 238 3 LC. Igualmente, la inobservancia del cumplimiento e incumplimiento del acuerdo. Es de notar que, a falta de norma específica, se le aplicará las normas contenidas en los arts. 11 de la Ley 5/2012 sobre mediación en asuntos civiles y mercantiles y 36.1 LC. Menciona el planteamiento equívoco respecto a la equiparación de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA