Carlos VARELA GIL, El estatuto jurídico del empleado público en Derecho romano, Colección 'Monografías de Derecho Romano', Dykinson, Madrid 2007, 437 pp.

Autor:Luis Rodríguez Ennes
Cargo:Catedrático de Derecho Romano en la Universidad de Vigo
Páginas:275-278
 
EXTRACTO GRATUITO

Page 275

La presente monografía tiene como base una tesis doctoral realizada en la Universidad Autónoma de Madrid bajo la dirección del Prof. Dr. Antonio Fernández de Buján, que obtuvo la máxima cali?cación otorgada por un tribunal académico presidido por el Prof. Meilán Gil, Catedrático de Derecho Administrativo y Rector de la Universidad de A Coruña e integrado, además, por cuatro Catedráticos de Derecho Romano, entre los que ?guraba este recensor. Ya entonces destaqué el escrupuloso manejo de las fuentes, el rigor cientí?co y el alarde de conocimientos instrumentales evidenciados en esta extensa obra. A mayor abundamiento, el A. consigue el arrobo del lector al que hace seguir un iter discursivo secuencial, magní?camente estructurado, que no nos es factible abandonar, pese a sus novecientas noventa (sic) notas a pie de página que, en esta ocasión, se erigen en generosas aclaraciones lo cual –sin duda– constituye por su rareza, un motivo más de encomio de este libro.

El trabajo se inserta de un modo decidido en la línea doctrinal que propugna la necesidad acuciante hoy en día de actualizar nuestra disciplina al socaire de los inminentes cambios en los planes de estudio que se anuncian. Tal “aggiornamento” deviene sin ambages en vital en un tiempo como el que nos toca vivir de avance irresistible hacia la unidad política, económica y cultural de Europa y ello signi?ca una nueva posibilidad del Derecho Romano como parte esencial de la Historia del Derecho Europeo privado e, incluso, público. El nacionalismo jurídico propio de los modernos Estados europeos, ha venido ocultando en gran parte la verdadera nervatura romana de las instituciones privadas y públicas de la Europa continental.

Page 276

Consideramos, pues, de trascendental importancia para la supervivencia de nuestra materia, la profundización en los conceptos del Derecho Público Romano –tradicionalmente preterida en nuestro país– que servirá y no sólo para comprender el Derecho Privado Romano, sino para captar todos los conceptos básicos del pensamiento jurídico; no en vano, la noción de res publica de origen romano constituye el vehículo del renacimiento de la idea política del Estado moderno. De ahí la necesidad de acudir a las fuentes literarias, tan interesantes para apreciar el derecho realmente vivido en la práctica porque –como es sabido–, la solución jurídica obedece siempre a un cuadro de necesidades sociales y económicas que se hallan detrás del planteamiento esquemático del texto jurídico formalizado en un lenguaje técnico. Si queremos sobrevivir como disciplina autónoma debemos, en suma, abandonar los excesos ?lológicos a los que ha conducido el abuso de la crítica interpolacionista, cuya única consecuencia ha sido el separarnos del lenguaje...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA