El despido no afecta a la acción de cesión ilegal

Autor:Mª Eugenia de la Cera Guerrero
Cargo:Abogada
Páginas:8-8
 
EXTRACTO GRATUITO
Novedades Jurisprudenciales Laboral
8
Sentencia de la Sala de lo Social del Tribunal Supremo de 5 de octubre de 2016 (Recurso núm. 276/2015)
Este recurso de suplicación para la unificación de doctrina analiza el caso de un trabajador que presenta una demanda
declarativa de cesión ilegal y es despedido antes de que se dicte sentencia. Por lo tanto, la cuestión jurídica que se
plantea consiste en determinar si basta con que la relación esté viva en el momento de la presentación de la demanda
o también es necesario que lo esté en el momento en el que recaiga una resolución definitiva en el procedimiento.
Como todos sabemos, el Tribunal Supremo ha entendido tradicionalmente que la literalidad del artículo 43 ET
requiere la per vivencia del vínculo laboral para poder accionar frente a la cesión ilegal, puesto que la finalidad del
procedimiento es permitir al trabajador que adquiera la condición de fijo, a su elección, en la empresa cedente o en la
empresa cesionaria.
En línea con esta doctrina, la sentencia de suplicación que da origen a este recurso declaró de oficio que, en la medida
en que el trabajador había sido despedido y que la decisión de la empresa no había sido impugnada, la relación había
quedado extinguida de forma definitiva. Por consiguiente, la acción de cesión ilegal había perdido su objeto, toda vez
que ya no era posible reincorporar al trabajador en ninguna de las dos mercantiles.
Sin embargo, el Tribunal Supremo revoca este pronunciamiento argumentando que es necesario ir un paso más allá
para evitar un fraude procesal.
En efecto, si el mero hecho de extinguir la relación laboral provocase automáticamente la desestimación de la acción
de cesión ilegal, bastaría con despedir al trabajador una vez ha presentado la demanda para neutralizar los efectos de
esta reclamación e impedir que pueda convertirse un trabajador fijo en alguna de las dos empresas.
En consecuencia, con el fin de eludir los efectos perversos de su doctrina tradicional en estos casos, la sentencia
concluye que, siempre que la relación continúe vigente en el momento de la presentación de la demanda judicial, el
juzgado o tribunal debe analizar si concurría una cesión ilegal en ese momento. De esta manera, en caso de que la
conclusión finalmente sea afirmativa, el trabajador tendrá la posibilidad de reanudar su relación con el empresario
formal o el empresario aparente, a su elección.
Mª Eugenia de la Cera Guerrero • Abogada
EL DESPIDO NO AFECTA A LA ACCIÓN DE CESIÓN ILEGAL

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA