Las definiciones en el Derecho

Autor:Manuel Atienza Rodríguez
Cargo del Autor:Profesor Universitario. Profesor de Filosofía del Derecho de la Universidad de Alicante (España) y director de la revista Doxa
Páginas:16-19
 
EXTRACTO GRATUITO

Page 16

Para empezar, conviene advertir de que "la definición de definición" no es una cuestión pacífica. Existen diversas formas de entender las definiciones y diversos usos de las mismas, de todo lo cual podemos encontrar ejemplos en el Derecho. Empecemos pues con un análisis de las definiciones en el Derecho, como paso previo para llegar a la definición de Derecho.

Definir, en principio, es una operación mediante la cual se describe, se especifica, se aclara o se establece el significado de una expresión lingüística. Como el Derecho es, en buena medida, una cuestión de lenguaje -aunque, naturalmente, no sea sólo lenguaje-, las definiciones tienen en él una gran importancia.

Page 17

En el plano legislativo, las definiciones sirven para dar una mayor claridad y precisión a los textos y, en consecuencia, operan también como un mecanismo de distribución de poder: por ejemplo, si el legislador decide definir con mucha exactitud los términos que va a emplear en una determinada ley, lo que está tratando con ello es de que el poder de los aplicadores y de los intérpretes sea el menor posible. Probablemente sea esta circunstancia lo que explique una famosa sentencia del Digesto (debida al jurista romano Scaevola), según la cual toda definición en el Derecho es peligrosa ( "omnis definitio in iure civile periculosa est").

Suele hablarse de tres tipos de definición. Unas son las definiciones lexicográficas que consisten en indicar en qué sentido (o sentidos) los hablantes de una lengua utilizan una determinada expresión; son, podemos decir, las definiciones del diccionario. Otras son las que establecen que cierto término ha de usarse o entenderse en cierto sentido: definiciones estipulativas; esto último puede ocurrir cuando a un término ya existente en un lenguaje se le atribuye un significado diferente al usual, o cuando se introduce un nuevo término (lo que ocurre con frecuencia en el lenguaje científico y más raramente en el jurídico), para el que se propone un determinado significado. Finalmente, hay un tercer tipo de definición que consiste en partir del significado usual de una expresión y, a partir de ahí, precisar dicho significado: redefinición; esta última es una operación que, en cierto modo, está a mitad de camino entre las definiciones lexicográficas y las definiciones estipulativas.

Por razones comprensibles -basicamente, razones de economía- las leyes no contienen -o no suelen contener- definiciones lexicográficas: cuando se...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA