El consejo de Aragón y la orden de Montesa

Autor:Miguel Ángel González de San Segundo
Páginas:901-923
RESUMEN

Planteamiento: La Orden de Montesa y el Consejo de Aragón. Ministros del Consejo de Aragón en la Orden de Montesa. 1. Caballeros de la Orden. A) Vicecancilleres y Presidentes. B) Regentes. C) Consejeros de capa y espada. D) Fiscales. E) Secretarios del Consejo. 2 Dignidades, Encomiendas y Oficios en la Orden. A) Claveros. B) Comendadores. C) Asesores. D) Secretarios de la Orden. Epílogo La Orden ... (ver resumen completo)

 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

Page 901

Planteamiento: La Orden de Montesa y el Consejo de Aragón

La materia que se intenta desarrollar en estas páginas, acerca de las diversas relaciones existentes -desde finales del siglo XVI y, sobre todo, durante el siglo XVII, e igualmente en los primeros años del siglo XVIII- entre el Consejo de Aragón y la Orden de Montesa, me parece susceptible de ser estudiada al menos desde dos puntos de vista diferentes, aunque desde luego complementarios entre sí. Por una parte, en una perspectiva de carácter orgánico y funcional, resultaría apropiado considerar la circunstancia de la adscripción de los asuntos de la Orden de Montesa al ámbito de las competencias propias del Consejo de Aragón, desde los últimos años del reinado de Felipe II y hasta las reformas introducidas en los primeros años del de Felipe V. Por otra parte, en una perspectiva de carácter más bien personal o prosopográfico, cabría tener en cuenta el hecho de que un número bastante elevado de ministros de dicho Supremo Consejo fueron caballeros de la Orden.

Por lo que se refiere al primero de dichos aspectos (la adscripción de los asuntos de la Orden de Montesa al conjunto de atribuciones del Consejo de Aragón), sería necesario tener en cuenta varias cuestiones, como las siguientes: En primer lugar, la incorporación del Maestrazgo de Montesa (o de la Administra-Page 902ción perpetua de la Orden)1 a la Corona de Aragón; unión o incorporación que -aunque planteada o intentada ya con anterioridad, al menos desde 1545 2- fue una incorporación tardía3, ya que se produciría en 15874, quedando desde entonces al frente de esta Orden un «lugarteniente general de maestre en la ciudad y Reino de Valencia», como representante del Rey5. En segundo lugar, la intervención del Consejo de Aragón, desde 1593 en adelante y hasta 1707, «en todos los asuntos pertenecientes a la Orden de Montesa» 6. Y, por último, la cuestión del desplazamiento definitivo de las competencias respecto de esta Orden, a raíz de la extinción del Consejo de Aragón, al ámbito de las atribuciones del Consejo de las Órdenes7. Una explicación pormenorizada de todo ello no es posible en esta ocasión, sin perjuicio de que se pueda hacer aquí algunas alusiones e indicaciones mínimas al respecto.

Acerca de la referida incardinación de las materias de la Orden en la esfera de actuación del Consejo de la Corona aragonesa8 se contiene alguna referencia,Page 903 por ejemplo, en las obras de determinados escritores que se ocuparon de la corte de la Monarquía española en el siglo XVII, tales como Gil González Dávila (quien mencionó la figura institucional del ministro de nuestro Supremo Consejo que actuaba como asesor general de la Orden por designación regia)9 y Alonso Núñez de Castro (el cual incluyó expresamente todo lo relativo a las Encomiendas y los Hábitos de la Orden de Montesa entre las amplias competencias del Consejo) 10.

Ministros del Consejo de Aragón en la Orden de Montesa

En relación con esta materia de los ministros del Consejo de Aragón, he tenido oportunidad de ocuparme ya, hace no mucho tiempo11, de una cuestión que considero interesante y merecedora de alguna atención: los miembros de dicho Consejo que, a lo largo del siglo XVII (en especial durante los reinados de Felipe IV y de Carlos II), y también en el primer decenio del siglo XVIII (en la situación político-administrativa heredada de su tío abuelo el monarca anterior, y no modificada todavía entonces, por Felipe V), estuvieron vinculados igualmente a la Administración -en principio castellana- de las Indias 12. En la presente ocasión me propongo tratar acerca de aquellos ministros del Consejo que fueron caballeros de la Orden de Montesa13, lo cual incluye tanto a los caballeros de esta Orden Militar del Reino de Valencia que, siéndolo ya, pasaron a formar parte del Consejo de Aragón, como a los miembros del Consejo que obtuvieron después el hábito de la Orden.Page 904

Como es bien sabido, un número elevadísimo de miembros de los órganos de gobierno y administración de la Monarquía hispánica durante la Edad Moderna tuvieron acceso, en su momento, a las más altas distinciones y recompensas de la época, entre las cuales se encontraba el ingreso como caballeros en alguna de las cuatro Órdenes militares españolas, y también la posibilidad de obtener dignidades, encomiendas y oficios en el seno de la Orden correspondiente14.

Para el caso presente, y según mis noticias, un total de al menos veinticinco ministros del Consejo de Aragón (particularmente valencianos15, claro está, pero también, en menor medida, de otras naturalezas, como por ejemplo la aragonesa, y en algún caso también la catalana) fueron caballeros de la Orden de Montesa, con cuya relación he formado y expongo a continuación los cinco grupos siguientes: los vicecancilleres y presidentes, los regentes, los consejeros de capa y espada, los fiscales y los secretarios del Consejo.

Trato después, en segundo lugar, la cuestión de las dignidades y las encomiendas en la Orden ostentadas por miembros de dicho Consejo, exponiendo separadamente los datos que poseo sobre los que fueron claveros y sobre los que fueron comendadores en ella. Y me refiero, por último, a determinados aspectos relativos a la Asesoría y a la Secretaría de la propia Orden, en cuyos oficios o cometidos ciertos ministros de nuestro Supremo Consejo tuvieron también participación, como asesores y como secretarios.

Aparte de la utilización de otros medios de conocimiento, de carácter auxiliar o complementario, he obtenido una parte considerable de la información en dos fuentes útilísimas: el ya clásico índice elaborado a principios de este siglo XX por los señores Vignau y Uhagón16 y el Catálogo publicado hace ahora cuarenta años por el más tarde académico de la Real de la Historia Antonio de Vargas-Zúñiga, marqués de Siete Iglesias17. Indico también el número del expedientePage 905 (cuando éste se conserva en la Sección de Órdenes Militares del Archivo Histórico Nacional), así como la localidad de nacimiento (con la provincia a la cual corresponde en la actualidad) de cada uno de los caballeros de Montesa y ministros del Consejo de Aragón incluidos en estas páginas.

1. Caballeros de la Orden
A) Vicecancilleres y Presidentes

Cuatro de los ministros del Supremo Consejo de Aragón que -después de haber sido regentes en el mismo, o abogado fiscal en un caso- llegaron a culminar su carrera profesional como vicecancilleres de esta Corona (tres de ellos durante el reinado de Felipe III y uno más en el reinado de Felipe IV) pertenecieron a la Orden de Montesa18. También un presidente del Consejo de Aragón (en dos ocasiones, durante los reinados de Carlos II y de Felipe V) fue caballero de la Orden.

En cuanto a los vicecancilleres correspondientes al reinado de Felipe III, se trata de los tres siguientes: 1) el valenciano Diego de Covarrubias y Sanz, nacido en Cocentaina (Alicante), caballero de la Orden de Montesa, en la cual ingresó en 1593, y comendador de Perpunchent19, así como primer asesor general de la Orden en dicho año 1593, a la creación de este oficio20, que fue regente en el Supremo Consejo de Aragón desde 1592 y vicecanciller en 1598 hasta 1608, en que murió21; 2) el aragonés Diego Clavero y Algas, nacido en Zaragoza, caballero de la Orden de Montesa en 160922, quien fue regente del Consejo en 1596 y vicecanciller en 1608, hasta su fallecimiento en 1612 23, y 3) el también valenciano Andrés Roig y Belloch, nacido en Campanar (Valencia), caballero de la Orden de Montesa en 1615 y comendador de Silla24, quePage 906 fue abogado fiscal del Consejo de Aragón en 1611, siendo promovido a vicecanciller en 1612 y que fallecería en 1622 25.

Ya durante el reinado de Felipe IV, el valenciano Cristóbal Crespí de Valldaura y Brizuela, nacido en San Mateo (Castellón), caballero de la Orden de Montesa en 1642 26 y que llegaría a ostentar la dignidad de clavero de la Orden desde 1649 hasta 1671, en que falleció, fue regente del Consejo de Aragón nombrado en el propio año 1642 y vicecanciller en 165227.

Por otra parte, un personaje tan relevante en los reinados de Carlos II y de Felipe V como Fernando de Aragón Moncada, nacido en Odón (Teruel), Duque de Montarte y de Bivona además de otros títulos, caballero de la Orden de Montesa en 1656 -ingresado el 22 de agosto de dicho año- y comendador de Silla y de Benasal28, fue presidente del Consejo de Aragón durante los períodos de 1695 a 1698 y de 1700 a 1705, falleciendo en Madrid en 171329.

B) Regentes

Por lo que se refiere a los ministros que, habiendo entrado ya en la Orden de Montesa con anterioridad, fueron más tarde regentes de nuestro Supremo Consejo y que no obtuvieron después ninguna otra promoción profesional dentro del mismo, habrían formado parte de este grupo un total de seis de tales ministros, correspondiendo tres al reinado de Felipe IV y otros tres al reinado de Carlos II.

Los tres regentes del Consejo nombrados durante el reinado de Felipe IV y que eran ya miembros de la Orden de Montesa antes de dicho nombramiento (todos naturales del Reino de Valencia) son estos: 1) Melchor Sistemes de Oblites y Centoll, nacido en Valencia, caballero de la Orden de Montesa en 162830, en que tenía plaza de ministro de lo Civil en la Audiencia valenciana, quien fue regente del Consejo de Aragón en 1632 -y más tarde, en 1638, asesor general dePage 907 la Orden-, y que fallecería en 164231; 2) Andrés Sanz de la Llosa y Sanz de la Llosa, nacido en Játiva...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA