La casa es mía

Autor:Planificación Jurídica
RESUMEN

Una sociedad anónima dedicada al transporte de mercancías, que factura unos 6 millones de euros anuales, y con el capital social dividido al 50% entre dos socios, ha efectuado la siguiente operación: 1) Ha comprado un terreno y ha construido una casa. 2) Para realizar la compra del terreno y la construcción de la casa, ha solicitado un préstamo hipotecario a 15 años por importe de 1.285.... (ver resumen completo)

 
EXTRACTO GRATUITO

Resulta difícil resumir en una consulta todas las opciones apuntadas en su escrito, no obstante, vamos a describir esquemáticamente la operativa:

Las opciones que a priori se pueden barajar para conseguir la separación del inmueble de la sociedad que actualmente lo detenta son las siguientes:

a) Aportación a una nueva sociedad

b) Compraventa

c) Separación de socios

d) Escisión

De las opciones examinadas, cabe descartar las señaladas con las letras a), c) y d) por los siguientes motivos:

La aportación a una nueva sociedad no produciría el efecto buscado, puesto que la nueva sociedad estaría participada íntegramente por la actual empresa de transportes, con lo cual la vivienda descrita sería indirectamente propiedad de ambos socios, con lo que no aseguramos la separación.

La separación de socios consistiría en realizar una reducción de capital con separación del socio al que se desea atribuir la vivienda, entregándole esta a cambio de sus participaciones. No obstante, nuevamente nos encontramos en que el socio saliente reduciría su participación en la sociedad actual, con lo que se reduciría el equilibrio accionarial existente en este momento y se rompería la posible igualdad.

La escisión de la sociedad tendría la misma problemática que la aportación, puesto que con ello separaríamos el patrimonio de la actual entidad en dos entidades, una con la actividad de transportes y la otra con la vivienda. El problema que tiene esta solución es el mismo que los señalados anteriormente, puesto que no separamos, ya que tras la escisión tendremos dos sociedades participadas por ambos socios. Además, difícilmente podremos argumentar motivos económicos en la escisión proyectada, por lo que se nos aplicaría con toda seguridad la cláusula antifraude prevista en el artículo 96 del TRLIS.

Por tanto, en nuestra opinión, la única opción factible sería realizar una...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA