Artículo 117

Autor:Carlos Vázquez Iruzubieta
Cargo del Autor:Abogado
 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO
Presunción de la paternidad

La presunción de la paternidad se origina desde el momento de la celebración del matrimonio (art. 116 CC), y dado que el legislador atribuye por el hecho del matrimonio la paternidad sin recurrir al sistema de los plazos legales para presumir la concepción, debía permitírsele al marido desconocer su paternidad cuando el nacimiento se produce dentro de los ciento ochenta días siguientes a la celebración del matrimonio. Para ello tiene un plazo de seis meses a contar del día siguiente en que tuviera conocimiento del parto (no a partir del parto mismo, que puede ser desconocido por el marido).

La actitud del marido interesado en este desconocimiento de la paternidad queda reducida a una simple declaración auténtica (que haga plena fe, como es el caso de los documentos públicos).

Excepciones

Las excepciones que contiene el artículo, no son tales en su totalidad. El reconocimiento expreso o tácito de la paternidad, por ejemplo, no es una excepción a la destrucción de la presunción, sino, en todo caso, un modo de mantenerla vigente y en consecuencia, de no hacer uso de la declaración auténtica en contrario, que debe formalizarse dentro de los seis meses luego de que el parto sea conocido.

Para exceptuar de la acción de destrucción de la presunción el caso de que el marido haya conocido el embarazo de su mujer antes de la celebración del matrimonio, es preciso que la declaración destructiva de la presunción se formalice con el consentimiento de la mujer, siendo indiferente que se haga antes o después de celebrado el matrimonio entre ambos, pero siempre dentro de los seis meses siguientes al nacimiento del hijo. A diferencia de la primera parte de este mismo artículo, el plazo se cuenta a partir del nacimiento, y no a partir del conocimiento del parto.

Destrucción de la presunción

En síntesis: para que la destrucción de la presunción sea eficaz en los supuestos en que el marido haya conocido el embarazo de su mujer producido antes de la celebración del matrimonio, es preciso que la mujer acuerde con su marido el destruir la presunción de la paternidad, puesto que en caso contrario se produce de pleno derecho la filiación matrimonial conforme lo dispuesto por el art. 116 CC. Quiere ello decir, que la mujer debe acordar con su prometido o con su marido formular la declaración...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA