Artículo 1096

Autor:Carlos Vázquez Iruzubieta
Cargo del Autor:Abogado
 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO
Cosas genéricas y específicas

Trata el artículo de las obligaciones da dar cosas genéricas y cosas específicas. Son específicas aquellas cosas determinadas por su individualidad (un coche de marca y modelo conocidos y determinado por su número de matrícula y motor); y son genéricas, aquellas otras que aunque individualizadas por su especie, cantidad y calidad, son reemplazables (un coche de marca y modelo conocidos, sin otra especificación). Las cosas genéricas son generalmente cosas fungibles (pero, no necesariamente consumibles, como en el ejemplo del coche), aunque a veces, pueden tratarse de cosas específicas en sí mismas, pero genéricas por el modo de contratación, como si se obliga a dar un objeto de arte de los que se hallan en la casa de X. Cada objeto de arte es una cosa específica en sí, sin embargo, por el modo de la contratación, se las convierte en genéricas, porque es eficaz la entrega de cualquiera de ellas.

Dar una cosa específica

Cuando la obligación consiste en dar una cosa específica o determinada (puede también ser determinable al momento de la entrega), se cumple entregando esa cosa y no otra, y para ello cuenta el acreedor con la acción personal de cumplimiento de contrato, sin perjuicio de las indemnizaciones a que pudiere haber lugar conf. art. 1101 CC.

De lo que se trata es de entregar cosas genéricas, la determinación o concreción está a cargo del deudor, tanto en lo que se refiere a los gastos ocasionados cuanto a la opción de elegir, si en el contrato nada se dice y se carecen de usos al respecto. En este supuesto el deudor no puede argumentar el incumplimiento a base de la pérdida o destrucción de la cosa, pues se tratan de cosas fungibles, salvo que fuere obligación de género limitado (vino de una determinada cosecha, que sí puede perderse en su totalidad).

Mora del deudor

La responsabilidad del deudor se agrava si está constituido en mora (concepto que se desarrolla en el art. 1100 CC); o si hay compromiso de entregar la misma cosa a dos o más personas. Este agravamiento consiste en cargar a todo trance con los casos fortuitos que deterioren o destruyan la cosa objeto de la entrega debida.

Caso fortuito

En cuanto al caso fortuito, en el Código aparece a veces confundido con la fuerza mayor, usándose ambos conceptos como sinónimos. Así, el caso fortuito de este art. 1096.3º C...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA