Andamios colgados

Autor:José María Tosal et al.
Cargo:Gabinete Técnico Provincial. Asturias. INSHT
Páginas:4-11
RESUMEN

La siniestralidad causada principalmente por caídas a distinto nivel y sus graves consecuencias sobre los operarios, se exponen en este articulo explicando detalladamente sus causas y la forma de evitar esta forma tan común de siniestralidad laboral. Al estudiar los accidentes laborales que se producen en el Sector de la Construcción, y en concreto los registrados como Graves y Mortales, se observa que la forma de accidente más frecuente es la de caída de personas a distinto nivel, forma que supone, en ambos casos, del orden de la tercera parte... (ver resumen completo)

 
EXTRACTO GRATUITO

Introducción

Al estudiar los accidentes laborales que se producen en el Sector de la Construcción, y en concreto los registrados como Graves y Mortales, se observa que la forma de accidente más frecuente es la de caída de personas a distinto nivel, forma que supone, en ambos casos, del orden de la tercera parte del total de accidentes.

La frecuencia de estos accidentes hace suponer que en las obras existen múltiples "huecos" sin proteger, relacionados ya sea con los elementos constructivos de las propias construcciones (perímetros de planta, huecos en fachadas, huecos de ascensor o en forjados, etc.) o con elementos auxiliares utilizados en la realización de los diversos trabajos (escaleras de mano, andamios colgados o tubulares, pasarelas, etc.).

En los últimos 25 años, la norma más importante que regulaba las características constructivas y condiciones de utilización de los andamios colgados móviles era la Ordenanza de Trabajo de la Construcción, Vidrio y Cerámica (Orden Ministerial de 28 de agosto de 1970), cuya vigencia está prorrogada a través de los convenios colectivos.

La normativa laboral actual, derivada de la Directiva del Consejo de la Comunidad Europea 89/391/CEE, transpuesta a la legislación española en la Ley 31/1995, de 8 de noviembre, de Prevención de Riesgos Laborales, no contiene referencias a los andamios colgados. Únicamente existen aspectos aplicables, de tipo general, en el Real Decreto 1215/1995, de 18 de julio, sobre utilización por los trabajadores de los equipos de trabajo, y en la nueva normativa específica de Construcción (R.D. 1627/1997, de 24 de octubre) donde se citan los andamios en general.

Otra línea normativa es la relativa a "máquinas". Se trata de normas derivadas de la Directiva del Consejo de la Comunidad Europea 89/392/CEE, transpuestas a la legislación española en los Reales Decretos 1435/1992, de 27 de noviembre y 56/1995, de 20 de enero. Aquí, las referencias son igualmente de tipo general. Lo más concreto es una alusión a "aparatos de elevación de personas con riesgo de caída vertical superior a 3 metros" (punto 16 ANEXO IV). Por otra parte, existe un proyecto de Norma Europea, prEN 1808, que lleva por título Equipos de acceso suspendidos y que se supone hará referencia concreta a los aparatos que nos ocupan.

En fin, en este pequeño estudio se trata de mostrar cómo son los accidentes relacionados con los andamios colgados y de evaluar, en concreto, cuál es la utilización que actualmente se hace en Asturias de estos elementos auxiliares.

Accidentes

Todos los años se produce en Asturias algún accidente con consecuencias graves relacionado con andamios colgados e incluso, en ocasiones, con más de un trabajador lesionado.

Se exponen a continuación datos obtenidos de un total de veinticuatro accidentes investigados a lo largo de los últimos veinte años, relacionados con estos aparatos y con consecuencias graves o mortales para los trabajadores que en ellos prestaban sus servicios.

En primer lugar, antes de entrar en detalles, llamar la atención sobre el tipo de andamio más frecuente: En veintidós casos (90% sobre el total), el andamio implicado estaba construido a base de liras y tablones. En los otros dos, se trataba de andamios de módulos metálicos.

En el esquema se muestra cómo se distribuyen los veinticuatro accidentes investigados en relación a los distintos elementos del andamio que actuaron como causa principal de aquéllos.

Destacan, en primer lugar, los siete accidentes (tres de ellos con víctimas mortales) relacionados con el hueco existente entre el andamio y la fachada del edificio. Las caídas por este hueco suelen producirse al subir o bajar del andamio o durante otras operaciones sobre el mismo. Generalmente tienen que ver con la falta de sujeción del andamio respecto a la fachada, con la inexistencia de barandilla interior en la plataforma, con la falta de previsión en el modo de acceso al andamio o al pasar de una andamiada a otra.

En segundo lugar, se situarían los cuatro accidentes (dos de ellos mortales) relacionados con el gancho superior de los tiros. La salida de los ganchos de su alojamiento suele producirse durante maniobras de izado o descenso del andamio y suele tener que ver con saltos producidos por defectos en el arropamiento del cable dentro de la trócola o por rigidez entre elementos...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA