Jornada práctica sobre pactos sucesorios del Derecho Civil catalán

Páginas:127-129
 
EXTRACTO GRATUITO

Page 127

El 12 de marzo, el Colegio organizó la Jornada «Una aproximación práctica a los pactos sucesorios del Derecho Civil catalán», coorganizada junto con la Asociación de Especialistas en Derecho de Sucesiones. En el transcurso de la misma, se hizo un amplio repaso a la tipología, plasmación escritural —documental— y relación con los protocolos familiares.

En la inauguración, Ramon Pratdesaba, Presidente de la Asociación de Especialistas en Derecho de Sucesiones, destacó «la transversalidad del ámbito sucesorio» y la «necesidad de vencer determinadas reticencias a aplicarlos». También remarcó que los pactos suponen una de las principales novedades del Libro IV, en el que se hace un trato renovado de la institución, y afirmó que «existe una tendencia a recuperar los pactos, que habían caído en desuso, y reintroducirlos». También destacó «su gran papel en la prevención del conflicto sucesorio y familiar, por ser elevado el pacto de autorregulación y no poderse modificar posteriormente de forma unilateral». Quiso destacar la utilidad de los pactos para los ciudadanos y recordó que en 2015 entrará en vigor la disposición 650 del Consejo de la Unión Europea, que propiciará que los países que hasta el momento no aceptaban el pacto sucesorio, a partir de entonces, lo reconozcan.

Por su parte, el Notario Jesús Gómez Taboada analizó los artículos referentes a pactos sucesorios del Libro IV, que entró en vigor el 1 de enero de 2009, y afirmó que «en cinco años, ya hemos visto la utilidad de estos pactos sucesorios; el legislador ha cumplido y ahora nosotros tenemos la responsabilidad de dar a conocer estas instituciones para resolver problemas». Pese a no disponer de estadísticas, aseguró que «se percibe un aumento de los pactos», y aportó el dato de que en el año 2013, en Cataluña, el 23 % de los documentos que se autorizaron en las notarías fueron de derecho sucesorio —concretamente, un 2 % fueron declaraciones de herederos; un 12,5 %, testamentos, y un 8,5 %, aceptaciones de herencia. Posteriormente, repasó, por un lado, la esencia del pacto sucesorio, afirmando que «el principal foco de atracción

Page 128

es la irrevocabilidad», siendo por ello exigible la edad de 18 años —a diferencia de los 14 años para testar— y la elevación a escritura pública; por otro lado, expuso diversos supuestos de casos prácticos resueltos con pacto sucesorio.

Por su parte, el Notario Lluís Jou expuso la utilidad de disponer de un estudio cuantitativo y cualitativo sobre los pactos sucesorios, que se está llevando a cabo con la colaboración de diversas notarías y de la Universidad de Barcelona y que permitirá obtener datos estadísticos para conocer de forma adecuada los usos y la evolución en la introducción de la aplicación de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA